Adriana Lastra: "La sentencia del Tribunal Constitucional significa un rechazo claro a la reforma local del PP, que queremos derogar más pronto que tarde"

La dirigente socialista expresa la alegría del PSOE ante la decisión del TC de rechazar una parte de la reforma local de Rajoy aprobada en diciembre de 2013

08/03/2016

La secretaria de Política Municipal, Adriana Lastra, ha manifestado que la sentencia del Tribunal Constitucional acerca de la reforma local del PP supone “un rechazo claro a la Reforma Local del PP, aprobada de forma unilateral en el Congreso, y por ello los socialistas queremos que el próximo Gobierno de España y el presente Parlamento puedan derogarla más pronto que tarde”.

La dirigente socialista ha expresado la alegría del PSOE por el hecho de que “una parte de la reforma local (LRSAL) haya sido declarada inconstitucional por el Tribunal Constitucional, como respuesta al recurso presentado por la Asamblea de Extremadura”. “Esperamos que esta buena noticia de hoy pueda completarse con las respuestas pendientes a los otros recursos admitidos a trámite por el Tribunal Constitucional”, ha añadido.

La dirigente socialista ha salido así al paso de la decisión del alto tribunal de aceptar parcialmente el recurso del Parlamento de Extremadura contra la reforma local del Gobierno del PP, en un fallo que marcará el rumbo que seguirá en sus respuestas a los múltiples recursos presentados contra esta Ley. El Tribunal Constitucional ha anulado varios aspectos de la denominada ley de la reforma de la administración local (LRSAL) porque invaden competencias de las Comunidades Autónomas. Los servicios de asistencia social y atención primaria a la salud son competencias de las CC.AA. El Estado no podrá atribuir como competencias locales o prohibir que el nivel local las desarrolle, solamente podrán hacerlo las CC.AA.

Lastra ha recordado que el TC tiene admitidos a trámite varios recursos contra la Reforma de la Administración Local promovido por más de 3.000 ayuntamientos de todos los colores políticos, salvo los del PP, el Grupo Parlamentario Socialista, los gobiernos autonómicos de Andalucía, Cataluña, Canarias, Asturias, y por los parlamentos de Extremadura, Cataluña, Andalucía y Navarra.

La LRSAL modifica la Ley de Bases de Régimen Local de 1985, “y supone un ataque sin precedentes al municipalismo español, al erosionar la autonomía local no respetando las competencias municipales, sin tener en cuenta los principios de proximidad y de equidad en la prestación de los servicios públicos”, concluye.