Antonio Hernando: “Nosotros estamos defendiendo al Congreso de los Diputados, que es de todos, y ustedes están defendiendo a su Gobierno, que es del PP”

El Congreso aprueba plantear ante el TC un conflicto de atribuciones por la decisión del Gobierno de no someterse al control de la Cámara

06/04/2016

“La Democracia no queda en suspenso porque el Gobierno esté en funciones”, ha dicho hoy el portavoz socialista Antonio Hernando en su intervención ante el Pleno del Congreso que ha aprobado–con el voto a favor de toda la Cámara, excepto del PP- la propuesta de plantear ante el Tribunal Constitucional un conflicto de atribuciones entre el Congreso de los Diputados y el Gobierno, por la decisión del Gobierno de no someterse a la función de control.

 

“Nosotros aquí representamos al pueblo español, y les guste o no, no estamos en funciones, y tenemos el derecho y la obligación de controlar al Gobierno en sus funciones, sean estás más o menos limitadas”, ha afirmado el portavoz socialista. “Estamos defendiendo al Congreso de los Diputados, que es de todos, y ustedes están defendiendo a su Gobierno, que es del PP. Nosotros estamos defendiendo la Democracia, la separación de poderes, nuestra labor de representación y de control. Nosotros estamos defendiendo la esencia del Parlamento y ustedes están defendiendo que los ministros de su partido no den cuenta ante el Parlamento de sus acciones de gobierno”, reprochó.

 

“La rebeldía declarada por el Gobierno” al negarse a informar y someterse al control del Parlamento “pone en cuestión los fundamentos del propio sistema constitucional, incumple la Ley y la Constitución, y vulnera el funcionamiento democrático de las instituciones y del ejercicio de todo poder público, que se basa en la rendición de cuentas”, ha argumentado.

 

“No es sólo la Ley, es la Democracia misma lo que pretendemos defender con esta iniciativa”, ha enfatizado. “De lo que estamos hablando hoy aquí es del control del poder político y de la participación de los representantes de la soberanía en ese control, dos elementos esenciales de la democracia representativa”.

 

Porque –ha explicado- cuando el Gobierno se niega a comparecer para informar y ser controlado, “no está menoscabando los derechos de un diputado o de un grupo parlamentario, está despreciando el propio concepto de soberanía popular y la condición de ciudadanos de los españoles y las españolas, puesto que al privarnos a nosotros de nuestra capacidad de controlar al Gobierno en su nombre, les está privando a ellos del ejercicio, a través de sus representantes, de su capacidad de participar en la gestión y control de los asuntos públicos”

 

Un Gobierno que huye del control del Parlamento

 

Hernando ha comenzado su intervención indicando que “hoy es el día de la dignidad del Parlamento” porque “la mayoría estamos defendiendo al Parlamento y la Democracia” y es “un mal día para el Gobierno y el PP”, ya que será la primera vez que el Parlamento acuerde plantear un conflicto de atribuciones, al que “nos ha empujado el Gobierno”, ha asegurado, tras la comunicación que trasladó al presidente del Congreso argumentando que la Cámara no puede someter al Gobierno en funciones a iniciativas de control, y las incomparecencias del ministro de Defensa y la ministra de Fomento –hasta el momento- en sus comisiones correspondientes.

 

Según Hernando, cuando el Gobierno protesta diciendo que no hay precedentes de control parlamentario de un gobierno en funciones no se da cuenta que lo que no tiene precedentes es la situación política tras el 20D. “Más vale que se adapten rápido a los cambios, que los asuman, porque de lo contrario lo van a pasar muy mal y se van a quedar más solos que la una, como hoy”, les ha advertido. Para el portavoz socialista, tampoco es admisible que “sea el Gobierno el que decida cuando comparecer”, porque “es el Gobierno el que responde ante el Parlamento, y por lo tanto, es este Parlamento el que decide cuándo, quién y para qué viene el Gobierno”.

 

A su juicio, “la cuestión es que a este Gobierno nunca le gustó ser controlado por el Parlamento”. Así, ha recordado que Mariano Rajoy es el presidente del gobierno que más comparecencias solicitadas dejó de atender, más de 100; la vicepresidenta del Gobierno compareció una sola vez en cuatro años en la Comisión encargada de los asuntos de su competencia; y durante el último año de Legislatura, cinco ministros ni siquiera aparecieron por sus comisiones respectivas. “La tesis del Gobierno es sin una mayoría absoluta que me represente y me defienda, yo aquí no vengo. Es aberrante, absurdo, y en nuestra opinión carente de apoyo legal y doctrinal. Pero ya no tienen el burladero de la mayoría absoluta”.

 

El portavoz socialista ha invitado al Gobierno “a rectificar, para evitar el conflicto de atribuciones”, aunque “este Gobierno ha demostrado reiteradamente que no rectifica voluntariamente. Aquí viene cuando no le queda más remedio, pero no nos engañemos, ni se va a someter a preguntas de control ni va a permitir un normal ejercicio de control por parte de la Cámara”, lamentó.

 

Por eso, ha concluido, “lo mejor que podemos hacer es elegir cuanto antes un nuevo Gobierno, que haga lo que tanto disgusta al señor Rajoy y a sus ministros, someterse al control del Parlamento y aceptar las reglas de la Democracia con normalidad”.