Antonio Pradas: "No hay detergente que limpie ya la imagen de Rajoy y de su partido"

El número tres del PSOE exige al presidente de PP y a su partido que "asuman responsabilidades sin más dilación", porque "nadie se puede creer que quienes han dirigido el PP durante veinte años no tuvieran conocimiento de todo este entramado corrupto"

El secretario de Política Federal, Antonio Pradas, ha exigido que el PP y Mariano Rajoy “asuman responsabilidades sin más dilación y de una vez por todas”, después de que se hayan conocido las peticiones de pena que ha efectuado la Fiscalía Anticorrupción contra 42 imputados de la trama y que suman 800 años de prisión. “Nadie se puede creer que quienes han dirigido el PP durante veinte años no tuvieran conocimiento de todo este entramado corrupto, que afecta a numerosas comunidades autónomas y a dirigentes del PP en toda España. El Gobierno lleva a pleno la semana que viene un paquete de medidas con el que pretende lavar la imagen que ha causado el caso Gürtel, pero no hay detergente que limpie ya la imagen de Rajoy y de su partido”, abunda el número tres del PSOE.

    Para Pradas, “mientras que el PP no asuma responsabilidades, el Gobierno está inhabilitado y carece de credibilidad alguna para regenerar la vida pública”. El dirigente socialista considera que Rajoy “ha fracasado en todo lo que se ha propuesto: en regeneración democrática, en modelo territorial y en recuperación económica. Tres problemas, tres fracasos”.

    “El Ejecutivo de Rajoy está inhabilitado para hablar de limpieza democrática ante la opinión pública”, concluye el dirigente socialista, una vez que la Fiscalía Anticorrupción ha presentado en la Audiencia Nacional un escrito de acusación del caso Gürtel en el que pide penas de entre 2 y 111 años para 42 imputados en esta trama de corrupción del PP que investiga el juez Pablo Ruz. Esta petición fiscal se corresponde con la investigación de la primera etapa de la trama corrupta, que abarca de 1999 a 2005, e incluye peticiones de penas para el cabecilla de la trama –Francisco Correa-, y los extesoreros Luis Bárcenas, Álvaro Lapuerta y Ángel Sanchís, entre otros. Asimismo, se considera que tanto el Partido Popular como la exministra Ana Mato se beneficiaron con el resultado de los delitos de la trama, y por ello también mantiene la acusación como partícipes a título lucrativo.