Blanco celebra el acuerdo entre patronal y sindicatos y destaca la "madurez y responsabilidad" de UGT y CCOO

El ministro de Fomento destaca que la "comprensión" de los sindicatos se recordará como una pieza clave en la lucha contra la crisis"_x000D_ _x000D_

El ministro de Fomento, José Blanco, celebró hoy el acuerdo alcanzado entre la CEOE y los sindicatos CCOO y UGT para desbloquear los convenios colectivos pendientes en 2009 y destacó la "madurez y el sentido de la responsabilidad" de estas fuerzas sindicales para llegar al entendimiento "a través del diálogo".

Así lo puso de manifiesto Blanco en la apertura del 25º Congreso Federal del Metal, la Construcción y Afines (MCA) de UGT que se celebra en Pamplona.

El ministró subrayó que "la comprensión, por parte de UGT y CCOO, de la situación que vive España se recordará en el futuro como una pieza clave y determinante en la lucha contra la crisis". "No puedo decir lo mismo de otros que tenían que estar también arrimando el hombro", añadió.

Además, el ministro valoró que ese diálogo "debe continuar para encontrar reformas que lleven a una organización del trabajo acorde con las necesidades de la sociedad del siglo XXI". "Es capital que unidos hagamos frente común en la lucha contra el desempleo", añadió.

Por otro lado, durante su intervención, Blanco aseguró que España "va a salir de la crisis para no volver", a través del impulso de "un nuevo modelo productivo que garantice nuestro futuro y el de las generaciones venideras". "Vamos a salir, aunque cueste algún tiempo.

Ante una solución rápida y una solución duradera, elegimos la duradera", afirmó.

En este sentido, expuso que la solución a la actual coyuntura económica pasa por el cambio de modelo económico, algo que, según indicó, realizará el PSOE. "Los socialistas hemos impulsado el cambio político y social y ahora nos toca impulsar el cambio de modelo económico; si no lo hacemos nosotros, no lo hará la derecha", sentenció.

Según señaló Blanco, este modelo debe suponer "una nueva forma de producir", pero también "una nueva conciencia de la responsabilidad".

A este respecto, apuntó que "ésta no es una crisis económica que se ataja con medidas económicas, sino una crisis de valores como la codicia y el enriquecimiento rápido". Por ello, concluyó que "no son los trabajadores los que tienen que pagar la factura de la crisis".

CRITICAS A LA OPOSICION

Por otra parte, el ministro de Fomento fue crítico con el PP, al que acusó de proponerse "obstaculizar la recuperación económica, debilitar al Gobierno y aprovecharse políticamente de la crisis".

Mientras, defendió que el Gobierno busca "impulsar la recuperación, proteger a los ciudadanos más vulnerables, especialmente a aquellos que han perdido su empleo, y preparar a España para un nuevo modelo económico".

En cuanto a las medidas puestas en marcha por el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero para afrontar la crisis, Blanco recordó la cobertura de los 420 euros a los desempleados que hayan agotado la prestación social, "una medida sin precedentes en Europa", y la inversión pública a través del fondo local, "que ha salvado más de 400.000 empleos".

Según Blanco, "es el momento de que todos seamos ambiciosos, pero también generosos" y aseguró que el Gobierno "seguirá acompañando tanto a los trabajadores como a los empresarios". "Por eso hemos hecho unos Presupuestos austeros en el gasto y ambiciosos en ...