Blanco dice que se está “muy cerca” de lograr unas mesas “plurales” y pide al PP que “recapacite” y contribuya al acuerdo

Anuncia que el martes iniciará una nueva ronda, junto a Alonso y Jáuregui, para hablar de la investidura de Zapatero_x000D_

José Blanco aseguró hoy, al término de la primera ronda de contactos con los diferentes partidos celebrada en el Congreso, que se está “muy cerca” de alcanzar un acuerdo sobre la composición de unas mesas del Congreso y del Senado “plurales”.

En rueda de prensa, el Secretario de Organización socialista ha pedido al PP que contribuya a esa conformación plural de las mesas de ambas cámaras y  “ponga su grano de arena”.

Aunque, de momento, –explicó Blanco- “no está dispuesto a ello”, el dirigente socialista solicitó al PP que proceda con la “responsabilidad” que corresponde al principal partido de la oposición y expresó su confianza en que este partido “recapacite” y “corrija su errónea decisión”.

Sobre esta cuestión, Blanco ha señalado que los ciudadanos “tienen el derecho” a que las mesas del Congreso y del Senado sean un espejo de la pluralidad política de España, algo que el PSOE ha defendido en los 30 años de democracia en los que siempre estuvieron representadas, al menos, las cuatro fuerzas políticas más votadas y que consideró una “sana tradición” que los socialistas “no vamos a romper”.

A preguntas de los periodistas, Blanco reiteró la petición al PP para que “contribuya” a que la pluralidad de nuestro país quede reflejada en la composición de las mesas y saber así “si el PP viene a este inicio de legislatura con voluntad de acuerdo o viene a poner dificultades al entendimiento”.

NUEVA RONDA DE CONTACTOS

Durante su comparecencia, Blanco anunció también que el próximo martes iniciará una nueva ronda de contactos con las distintas fuerzas políticas para hablar de la investidura de Rodríguez Zapatero como presidente del Gobierno. En estas reuniones participarán además los recientemente nombrados portavoz y secretario general del Grupo Parlamentario Socialista, José Antonio Alonso y Ramón Jáuregui, respectivamente.

Blanco ha querido aclarar que los pactos que se vayan a alcanzar para la formación de las mesas del Congreso y del Senado, “no conllevan ningún compromiso sobre el apoyo o el rechazo a la investidura de Zapatero. Son temas distintos que hay que abordar de forma independiente”, dijo.

Sobre la investidura, Blanco manifestó que la posición del PSOE es “muy clara”.  El Secretario de Organización recordó el respaldo recibido de más de once millones de votantes “a los que nos debemos”, así como que “tenemos un programa electoral que cumplir”, por lo que “cualquier acuerdo con otras fuerzas parlamentarias tiene que sintonizar plenamente con nuestro proyecto político”.

Por tanto, diálogo y voluntad de consenso, sí, señaló Blanco, “pero siempre en consonancia con nuestros objetivos de progreso económico, de mayor igualdad, de más derechos y de avances sociales para todos”.

En su intervención inicial, Blanco también elogió la “buena disposición” que ha encontrado en todos los portavoces con los que se ha reunido en esta primera ronda que, a su juicio, “responde a lo que los ciudadanos nos dijeron en las urnas” y que “ha servido para demostrar que el diálogo con todos y entre todos, no sólo es posible, sino que es absolutamente necesario”.