Blanco: “El único objetivo que persiguen las reformas es garantizar la recuperación económica y el Estado del bienestar en el que creemos”

"El interés del PSOE es que salgamos de la crisis cuanto antes y el interés de los españoles es que cuanto antes salgamos de la crisis"

(FOTOS DE LA JORNADA EN EL CANAL DEL PSOE EN FLICKR)

El vicesecretario general del PSOE y ministro de Fomento, José Blanco, ha asegurado esta mañana que el objetivo fundamental que persiguen las reformas impulsadas por el Gobierno socialista “es garantizar la recuperación económica y el estado del bienestar en el que creemos”.

Durante un coloquio con cuadros jóvenes del partido en la escuela de verano Jaime Vera, Blanco ha defendido que las grandes reformas de este país –industrial, educación, sanidad, pensiones- siempre las ha protagonizado el PSOE.

Blanco ha rechazado las críticas a que el Gobierno haya cambiado por la crisis. “No hemos cambiado, sí han cambiado las circunstancias. Hemos tenido que dar respuesta a esas circunstancias para construir aquello que defendemos, por lo que trabajamos y que hemos soñado”.

Precisamente, ha explicado que la reforma de las pensiones pretende dar respuesta al desafío del envejecimiento de la población. “Si vivimos más tiempo, cobramos más tiempo la pensión, necesitamos más servicios sanitarios y de dependencia no podemos pensar que sin variar nada se puede garantizar el estado del bienestar.”

Respecto al plan de ajuste, al que ha definido como “duro y difícil”, ha afirmado que su único objetivo “es garantizar la recuperación económica y el estado del bienestar en el que creemos”. Así, ha manifestado que nunca como ahora ha habido una identidad tan grande entre los intereses del país y de los españoles. “El interés del PSOE es que salgamos de la crisis cuanto antes y el interés de los españoles es que cuanto antes salgamos de la crisis”.

“Ser socialista significa evolucionar y dar respuesta a los nuevos tiempos y no estancarse. Ser conservador es negar que los países y las sociedades evolucionan y que nuestro pensamiento no evoluciona a ese ritmo de la sociedad”, ha concluido.