Blanco: “La reforma laboral tiene un objetivo fundamental: acabar con la precariedad y caminar por la estabilidad”

Afirma que España cierra la Presidencia de la UE “con el mayor avance en cuanto al gobierno económico común desde su constitución”

El Vicesecretario General del PSOE y Ministro de Fomento, José Blanco, ha asegurado esta mañana que la reforma laboral tiene como objetivo fundamental “acabar con la precariedad y caminar por la estabilidad”.

En una entrevista en Los Desayunos de TVE, Blanco ha defendido que la reforma “conecta con los sentimientos de la mayoría de la gente”, dado que apuesta por “dar oportunidades” al empleo estable frente al temporal. Asimismo, ha negado que suponga un abaratamiento del despido para el trabajador, puesto que será indemnizado en la misma cuantía. Lo que sí cambian son las fuentes de financiación de esa indemnización, ya que una parte la asumirá el Fogasa, que se nutre con las aportaciones de los empresarios.

Preguntado por la posible abstención del PP en la tramitación de la reforma, Blanco ha atribuido esa decisión a que le permitirá evitar “tener que retratarse en el período de presentación de enmiendas”. “La abstención le facilita seguir en el terreno de la ambigüedad, la falta de concreción y de compromiso, en decir a los españoles qué harían si tuvieran la responsabilidad de gobernar”, ha censurado.

El vicesecretario general ha enmarcado los cambios en el mercado laboral en la “vocación reformista” del Gobierno de Zapatero y que se ha verificado “en el terreno de los derechos, la igualdad y ahora en el terreno de las reformas de calado que necesita nuestro país”. “Estamos haciendo aquellas reformas que nos garantizan mantener y fortalecer los pilares básicos de nuestro estado del bienestar”, ha afirmado Blanco, quien ha recordado que este Gobierno ha incrementado el gasto social en más del 50%.

Respecto a los acuerdos del Consejo Europeo celebrado ayer en Bruselas, el vicesecretario general ha asegurado que España cierra su presidencia semestral “con el mayor avance en cuanto al gobierno económico común de la UE desde su constitución”.

Asimismo, ha destacado el “reconocimiento” de los socios europeos a las medidas puestas en marcha por España para hacer frente a la crisis por su “rigor y seriedad”. “Merkel, Sarkozy, Cameron, Durao, todos están avalando una política que es la necesaria, la que necesita nuestro país. Todos menos Rajoy, lo cual es paradójico y sorprendente”. Por ello, le ha acusado de ser el “mayor activista del descrédito de España” para intentar así “llegar como sea a La Moncloa”, dado que no confía ni en sus propuestas ni en sí mismo. “Para su desgracia, las elecciones serán en 2012 y probablemente Rajoy se tendrá que seguir conformando, si es que su partido lo consiente, con seguir de líder de la oposición”.