Blanco llama a la unidad para vencer a ETA, cuyo destino es la cárcel

El vicesecretario general del PSOE, José Blanco, ha expresado este domingo, en nombre de la Ejecutiva de su partido, el rechazo y "condena más enérgica" a los últimos atentados de ETA, a la vez que ha llamado a la unidad de los demócratas para acabar con los terroristas, cuyo destino, ha dicho, es la cárcel.

Blanco, en declaraciones a los periodistas durante su asistencia al congreso de los socialistas castellanoleoneses, se ha referido así a los dos atentados con coche bomba ocurridos esta noche en el País Vasco: el primero en Vitoria poco después de la medianoche sin causar heridos, y el otro en la localidad vizcaína de Ondarroa, que causó heridas leves a siete personas.

En nombre del PSOE, Blanco ha condenado la nueva "barbarie" de la banda terrorista y ha señalado que ETA sabe que el destino de los que colocaron las bombas es su detención.

Blanco ha vuelto a hacer un llamamiento "a toda la sociedad vasca y a toda la sociedad española para trabajar conjuntamente con todas las fuerzas políticas y las fuerzas de seguridad y acabar entre todos con ETA, que tiene todavía capacidad para hacer daño y hacer sufrir".

No obstante, se ha mostrado convencido de que finalmente la banda terrorista será vencida, de que se acabará con el terrorismo y de que el destino de los que ponen bombas es la cárcel.