Blanco pide a Rajoy que se vaya: “Un dirigente democrático, después de decir esta aberración, lo que tiene que hacer es marcharse”

El PSOE lidera en Europa la oposición a la jornada laboral de 65 horas semanales por regresiva” e implicar un “retroceso en materia de igualdad”_x000D_ _x000D_

 

El Vicesecretario General del PSOE, José Blanco, ha dicho que las declaraciones de Rajoy sobre los inmigrantes ponen en evidencia “su vena más reaccionaria” porque poner en cuestión que los inmigrantes que cotizan y trabajan no deben cobrar el paro es “considerarlos como esclavos”.

 

Blanco que ha calificado estas declaraciones como de “extrema gravedad”, ha añadido que “un dirigente democrático, después de decir esta aberración, lo que tiene que hacer es marcharse” porque, en su opinión “ni Le Pen se atrevió a tanto”.

El dirigente socialista, en rueda de prensa desde Bruselas, se ha preguntado si la inmigración que le gusta a Rajoy no tiene “ni obligaciones ni derechos” y le ha recordado que los extranjeros cobran el paro “porque han cotizado para ello”. Además, los más de 2 millones de extranjeros afiliados a la Seguridad Social contribuyen a pagar casi un millón de pensiones.

Blanco ha dicho de Rajoy que es el “único español” que discrimina a los trabajadores “por el color de su piel”, que no se acuerda que durante su gobierno trabajadores españoles “han ido a trabajar a la vendimia francesa” y que desconoce que “ el epicentro” de la crisis económica esta en EE.UU

NO A LA SEMANA LABORAL DE 65 HORAS 

El Vicesecretario General del PSOE, José Blanco, aseguró este martes en Bruselas que la directiva europea sobre ordenación del tiempo de trabajo es “regresiva” laboral y socialmente y supone un “retroceso en materia de igualdad.

Blanco, que ha ofrecido una rueda de prensa en la que ha informado de la decisión de los socialistas españoles de liderar la oposición a éste proyecto en el seno del PE, añadió que la directiva ataca de lleno la conciliación y la seguridad y la salud en el trabajo y nos devuelve a los peores tiempos de la lucha contra la explotación laboral.

Para el dirigente socialista es, además, “un claro ejemplo de la política de la derecha”, consistente en “aprovechar las dificultades económicas para amparar los retrocesos sociales”.

Blanco ha explicado que el gobierno de Zapatero lleva luchando contra las derivadas más nocivas de esta normativa desde que ganó las elecciones y añadió que estaremos muy atentos a la postura del Partido Popular ante este asunto, en todas las instituciones de representación parlamentaria, nacional y europeo.

Esta directiva es un paso atrás –ha dicho Blanco- y contiene componentes muy regresivos que representan, sin duda, una afrenta a algunas de las conquistas más importantes del movimiento obrero en el último siglo.

Se refería así a avances tan significativos y tan distintivos de nuestro modelo social como son la reducción de la jornada laboral o el funcionamiento del convenio colectivo.

Blanco ha sido tajante al afirmar que la competitividad de Europa no puede apoyarse en largas jornadas laborales sino en nuestra capacidad para innovar, elevando nuestra productividad y el valor añadido de nuestros trabajadores.

ENTREVISTAS CON SHULTZ Y RASMUSSEN

Contenido relacionado