Caldera asegura que se debe a razones políticas en un mundo donde aumentan las desigualdades

Critica que se use la crisis financiera para descuidar la ayuda al desarrollo

El Secretario de Ideas y Programas del PSOE, Jesús Caldera, ha señalado, durante su intervención en la Casa de América, que la causa principal de la crisis alimentaria mundial es política y responde a un mundo en el que aumentan las desigualdades, a causa de las políticas neoliberales llevadas a cabo por algunos organismos internacionales.

Caldera también señaló, en la conferencia pronunciada en las Jornadas sobre Crisis Alimentaria, que hoy día, más que nunca, con la crisis económica, es imprescindible aumentar la ayuda al desarrollo, como ha hecho España en los PGE para el año 2009. Por ello, criticó que se pueda utilizar la crisis financiera para descuidar la ayuda al desarrollo, que tiene como objetivo luchar contra el hambre. Se congratuló, en este sentido, de que el Presidente del Gobierno haya señalado que el principal objetivo de la política exterior española sea la lucha contra el hambre y la miseria. En este sentido,recordó, a su vez, que España es de los pocos países que ha aportado dinero (500 millones de euros) en el marco del esfuerzo realizado por la FAO, posterior a la cumbre de Roma de junio de este año.

"Con sólo una parte muy pequeña de lo que los países desarrollados están dedicando a la crisis financiera se podría resolver el problema en el mundo. No es una maldición inevitable, es una cuestión política que debemos afrontar lo más pronto posible", ha asegurado Caldera.