Chaves pide una "gran participación" porque es la "mejor respuesta" a ETA y a la violencia

Su esposa pasará la jornada como vocal en la mesa electoral A del Instituto público de Heliópolis

El secretario general del PSOE-A y candidato a la reelección como presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, pidió que el día se convierta en una "fiesta de la democracia que se distinga por una gran participación, ya que sería la mejor respuesta a la violencia y ante ETA".

Chaves, que acudió a votar pocos minutos después de las 12.30 horas y solo en esta ocasión porque su esposa Antonia Iborra ha tenido que ocupar una plaza de vocal en una mesa electoral, tuvo palabras de recuerdo para los familiares del ex concejal socialista asesinado por ETA Isaías Carrasco.

Asimismo, el líder del PSOE-A instó a todos los andaluces a acudir a votar, ya que es la "mayor expresión de ciudadanía". "Espero que haya participación, el día invita a ello, y espero que, por la respuesta a la violencia y a ETA, haya una buena participación", apuntó.

En cuanto a cómo tiene pensado pasar el día, Chaves advirtió de que estará con su familia, con sus hijos tranquilamente, hasta por la tarde, momento en el que se desplazará a la sede electoral del PSOE-A para seguir los resultados con sus compañeros de partido.

La nota curiosa la puso su esposa Antonia Iborra, que era segunda suplente en la mesa A del Instituto público de Heliópolis y que ante la ausencia del vocal titular y el primer suplente, tendrá que pasar la jornada en la mesa electoral.

Así, en el momento en el que el candidato socialista acudía a votar, y tras esperar una larga cola de ciudadanos, su esposa tuvo que ratificar su nombre. Tras votar, Chaves saludó a los miembros de la mesa, y cuando le tocó a su esposa lo hizo con un gesto de complicidad. Durante la espera, Chaves aprovechó para charlar con algunos ciudadanos, en concreto, con una pareja que acudía a votar con sus dos hijos, uno de ellos con tan solo un mes, a los que les comentó que él tiene dos nietas, una de ellas con dos años y otra con poco más de un mes.