De la Vega emplaza al PP a respetar a Garzón "como a los demás jueces"

Señala que "hay que ser responsable y hay que demostrarlo en momentos como éste"

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha invitado al PP a ser prudente y a respetar "como a los demás jueces" a Baltasar Garzón, que ha instruido la supuesta trama de corrupción en la que estarían implicados algunos militantes de ese partido en Madrid y la Comunidad Valenciana.

"Hay que ser responsable y hay que demostrarlo en momentos como éste", ha subrayado De la Vega en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros, en la que se ha quejado de la "tremenda presión" que se está intentando ejercer sobre el Poder Judicial.

Tras precisar que el Poder Judicial es independiente y que "está por encima de cualquier tipo de presiones, De la Vega ha considerado, no obstante, que es necesario también crear "un clima de serenidad y tranquilidad" para que los jueces puedan hacer un trabajo "bien hecho".

Por eso, ha reiterado que "hay que ejercer la responsabilidad" y dejar trabajar al Poder Judicial, "cuya independencia hay que respetar y con el que hay que colaborar".

Y "respetar al juez Garzón como a los demás jueces" y a los tribunales superiores de Justicia de Madrid y de la Comunidad Valenciana, que ahora se harán cargo de la instrucción, "como a los demás tribunales", ha añadido.

Dejarlos trabajar y crear un clima de serenidad es, de acuerdo con la interpretación de la vicepresidenta, "exigible a todos, también al PP" y, "en estos momentos, fundamentalmente al PP".

Así las cosas, ha juzgado que es bueno que todos sean prudentes en asuntos que investiga la Justicia y respetuosos con el trabajo de los jueces, a los que hay que dejar trabajar.

Una prudencia que De la Vega quiere tener "para no caer en el mismo error" en el que, a su juicio, "está cayendo el propio PP", cuando deberían hacer gala de ella no sólo el Gobierno, "que la tiene", y todos los responsables políticos, sino que "se la debería aplicar el Partido Popular".

"Desde luego, el Gobierno no se va a pronunciar hasta conocer todo el detalle" y hasta que haya "resoluciones firmes", ha insistido De la Vega, antes de asegurar que el Ejecutivo sigue "con suma y legítima preocupación el goteo de acontecimientos" y, "sobre todo, de las reacciones que se producen por parte del PP".

Con todo, ha puesto el acento en que lo que se está investigando es una supuesta trama de corrupción que está vinculada al PP, razón por la cual ha considerado que debe de ser este partido el que dé unas explicaciones que están esperando los ciudadanos.

Ha hecho hincapié, asimismo, en que ahora deben ser los tribunales de Justicia de Madrid y de la Comunidad Valenciana los que prosigan la investigación y adopten las decisiones que "les toque" para dirimir en su caso las supuestas responsabilidades penales.

La posición del Gobierno en el tema de la corrupción, según ha recordado De la Vega, es "tolerancia cero", porque "hay que acabar con cualquiera de sus formas" independientemente del "color político".

"Ahora y siempre -ha agregado- sobre quienes quebranten la ley debe caer todo el peso de la ley, y máxime si se trata de servidores públicos, en quienes los ciudadanos han depositado su confianza".