DECLARACIÓN DE LOS VICESECRETARIOS GENERALES Y SECRETARIOS PROVINCIALES DEL PSOE EN RELACIÓN A LA REFORMA UNILATERIAL DEL ESTATUTO DE AUTONOMÍA DE CASTILLA-LA MANCHA

La propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía de Castilla-La Mancha que ha aprobado unilateralmente el Partido Popular, rompe de manera inadmisible con el espíritu de consenso que debe acompañar cualquier reforma normativa de esta importancia. Rompe con el espíritu de la propia Constitución.

Los Estatutos de Autonomía establecen las normas de convivencia básicas dentro de las Comunidades Autónomas. Normas que emanan del propio espíritu de consenso de la Constitución Española y que constituyen, junto con la propia Constitución, el denominado bloque de constitucionalidad.

Desde el inicio de la democracia y del Estado de las Autonomías, todos los Estatutos que se han aprobado han contado con amplios consensos políticos y sociales en las respectivas Comunidades Autónomas que, al mismo tiempo, han facilitado los necesarios acuerdos parlamentarios en el Congreso de los Diputados.

La propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía de Castilla-La Mancha que ha aprobado unilateralmente el Partido Popular, rompe de manera inadmisible con el espíritu de consenso que debe acompañar cualquier reforma normativa de esta importancia. Rompe con el espíritu de la propia Constitución.

Y lo hace, además, con el único objetivo de dar cabida a una reforma electoral que le permita a la Presidenta de Castilla-La Mancha, la señora de Cospedal, aprobar una ley a su medida. Por tanto, se trata de una reforma unilateral y profundamente antidemocrática.

Reformas del Estatuto de Autonomía y de la ley electoral de Castilla-La Mancha que desmienten, a su vez, tanto el compromiso de la propia Presidenta de Castilla-La Mancha como el programa electoral del Partido Popular al ser aprobadas sin el mínimo acuerdo político y social.

Por todo ello, los Vicesecretarios Generales Regionales y los Secretarios Generales Provinciales del PSOE, reunidos hoy, piden la retirada inmediata de la propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía de Castilla-La Mancha aprobada unilateralmente por el Partido Popular y dar paso a una nueva etapa en la que se recupere el valor del dialogo y del acuerdo en la política de aquella Comunidad.