El Gobierno aprueba los Presupuestos para 2010 con una contención de gasto "sin precedentes"

Salgado asegura que son "austeros", comprometidos con el cambio de modelo y con un "marcado" carácter solidario

El Gobierno aprobó hoy los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2010, con un déficit del 5,4% para la Administración Central, tres décimas menos que el previsto anteriormente y un recorte del gasto del 3,9%, lo que supone un esfuerzo de contención de gasto "sin precedentes" en todas las partidas no prioritarias.

Así lo anunció hoy la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros extraordinario, donde recordó que los Presupuestos se enmarcan en un contexto de crisis, por lo que son "austeros", comprometidos con el cambio de modelo y con un "marcado" carácter solidario.

En esta misma línea se manifestó al vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, que consideró que el Presupuesto de 2010 también incidirá en la recuperación del empleo al garantizar el gasto social y la protección a los ciudadanos que más han sufrido los efectos de la crisis económica.

En este sentido, Salgado recordó que la mayor parte del ajuste en el empleo ya se ha hecho, pero que la tasa de paro se situará en el 17,9% este año, en el 18,9% en 2010 y en el 18,4% en 2011. "Esperamos que la medida no supere el 19%", señaló, tras reconocer, sin embargo, que, al ser una media, es posible que la tasa supere esta cifra en algún momento del próximo año.

A su parecer, los Presupuestos comienzan el camino del reequilibrio de las cuentas públicas, aunque siempre en el marco de la condición de no retirar los estímulos económicos y fiscales hasta que la recuperación se "consolide", tal y como acordó ayer el G-20 y como ya había puesto de manifiesto el Ecofín. "Por supuesto lo estamos aplicando y buena muestra de ello son los Presupuestos", subrayó.

LOS INGRESOS CRECERAN UN 21%.

Según las cifras, los ingresos del Estado, después de la cesión a los entes territoriales, alcanzarán los 121.626 millones de euros el próximo año, un 21,2% más que la previsión de liquidación de 2009, mientras que los gastos se situarán en 185.249 millones de euros, un 3,9% menos.

Salgado explicó que la subida fiscal supondrá más ingresos para las administraciones territoriales (unos 2.810 millones), que tienen que figurar en los Presupuestos, lo que ha hecho que el Gobierno incremente el límite de gasto no financiero en esa misma cantidad para no detraer de forma adicional el gasto de los ministerios.

"No parecía razonable", señaló la vicepresidenta económica, quien recordó que el techo de gasto se aprobó antes del aumento de impuestos y explicó que del incremento de los ingresos por la subida fiscal, sólo 3.000 millones se quedan en el Estado durante 2010 para reducir el déficit. Esto provoca que las previsiones sitúen ahora el déficit estatal en el 5,4% para 2010, tres décimas menos, y también en el conjunto de las Administraciones Públicas, hasta el 8,1%.

Preguntada por cómo se va a conseguir esa cifra de ingresos, Salgado explicó que algunas medidas puestas en marcha en 2009 se compensarán, en parte, en 2010, mientras que la crisis irá reduciendo sus efectos, lo que permitirá que la recaudación de los diferentes impuestos empiece a recuperarse el año que viene, excepto el IVA, que seguirá a la baja por la pérdida de beneficios de las...