El Grupo Socialista manifiesta su "profundo desacuerdo" con la congelación del SMI que pretende aplicar el Gobierno del PP

Valeriano Gómez califica la medida de "injusta" y "regresiva", ya que "es la primera vez en la historia de España que un gobierno democrático decreta la congelación del SMI"

El diputado socialista Valeriano Gómez ha manifestado hoy el “más profundo desacuerdo” del Grupo Parlamentario Socialista con la congelación del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) que el Gobierno del PP pretende aplicar en los próximos días.

Gómez ha calificado la medida de “injusta” y “regresiva” ya que “es la primera vez en la historia de España que un gobierno democrático decreta la congelación del SMI” y máxime, cuando, ha lamentado, “su cuantía no es, ni mucho menos, excesiva”.

En este sentido, el diputado socialista ha recordado que España ostenta el tercer puesto por debajo en cuantía del SMI por lo que ha considerado que “hay margen suficiente para, progresivamente y con moderación, en momentos de crisis”, ir aumentándolo”.

En su opinión, el Gobierno del PP vuelve a imprimir una política de recorte como ya hiciera durante el período 1996-2004. “El poder adquisitivo se redujo un 5% durante los 8 años de Gobierno del Partido Popular y ahora vuelve a recortarlo, mientras que durante los siete años del Gobierno socialista se incrementó su poder adquisitivo un 17% desde la cantidad vigente en 2004”, ha explicado.

Gómez ha añadido que en estos años de crisis, el SMI cumple también una función de suelo salarial. “Durante los dos últimos años el SMI se ha revalorizado con menos intensidad, un 1,3 en el año 2011 y un 1,5 en el año 2010. Pero es una cantidad que sirve también de referencia de evolución del resto de los salarios. Y es verdad que siendo necesario algún período de moderación salarial, no es ni mucho menos una medida razonable, en estas circunstancias, proceder a su congelación”.

Teniendo en cuenta que desde la reforma del 2004 el SMI ya no influye en el gasto público y que los salarios en convenio han crecido durante 2011 el 1,6%, para el diputado socialista “un crecimiento similar hubiera sido una buena decisión”.