El presidente del Gobierno asegura que el Ejecutivo ha cumplido con el Estatut de Cataluña

Garantiza que habrá un acuerdo sobre financiación autonómica donde ganen todos

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, manifestó hoy su "disposición" a comparecer en un pleno extraordinario del Congreso sobre la reforma de la financiación autonómica pero reclamó a los grupos parlamentarios que tengan en cuenta si esta comparecencia es "útil" para llegar a "un acuerdo razonable" en la negociación del nuevo modelo.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Zapatero recordó sus comparecencias ante el pleno del Parlamento durante la pasada legislatura y señaló que, a su juicio, esto forma parte "del mejor comportamiento democrático", por lo que aseguró entender la posición de los partidos que han pedido sus explicaciones en la Cámara Baja.

"Lo entiendo perfectamente, es lógico que el presidente comparezca ante los temas que son de máxima relevancia", insistió tras reclamar que esté "en la filosofía" de los grupos si su presencia en un pleno extraordinario es "útil" para la negociación sobre la reforma. "Hay que buscar la utilidad de los debates", reiteró antes de insistir en que su disposición es "amplia". "Igual que al diálogo y el intercambio de información y documentos en un tema que necesita muchísima tarea de diálogo y una actitud global constructiva", subrayó.

EL PROCESO LLEVA TIEMPO

El jefe del Ejecutivo defendió que el Gobierno tenía razón cuando planteó la necesidad de reformar el sistema de financiación y señaló que ahora todas las comunidades "asumen ya" que es necesario encontrar un nuevo modelo. Así, reconoció que se trata de un proceso "de diálogo" que "lleva su tiempo" porque cada comunidad defiende sus posiciones, pero manifestó su convicción en que se alcanzará un acuerdo.

Zapatero recordó además la propuesta planteada por el vicepresidente económico, Pedro Solbes, y subrayó que este primer informe señalaba una mejora de la financiación para todas las comunidades autónomas, algo que, según enfatizó, se cumplirá en el acuerdo final. "Partimos de las dos premisas más importante, consenso en la necesidad de reforma y mejora de todas las comunidades --argumentó--. Eso es irrefutable".

Además, sobre el cumplimiento del Estatuto de Cataluña, el presidente del Gobierno se erigió como "un buen conocedor" del texto por haber participado en su redacción y explicó que la reforma estatutaria señala un plazo de dos años para alcanzar un acuerdo sobre financiación, "pero no decía que en dos años el Gobierno debía aprobar esto o un modelo determinado".

ACUERDO ENTRE DOS PARTES, Y 17

En este sentido, defendió que el Ejecutivo "ha cumplido" con el Estatut e indicó que en el acuerdo "intervienen dos partes", por lo que "no es disponible en exclusiva por el Gobierno". "El Gobierno ha cumplido porque ha presentado una propuesta para el acuerdo --insistió--. El acuerdo depende de dos partes y en este caso de dos partes y de 17, porque la reforma del modelo de financiación tiene una parte bilateral y otra parte multilateral".

Por ello, manifestó su deseo de "continuar" con "el proceso de diálogo" y repasó el desarrollo del texto estatutario a lo largo de los últimos dos años. Además, destacó el cumplimiento de su disposició...