El PSOE acusa al Gobierno de dejar en desventaja a los universitarios españoles en lo que es "un paso más"para acabar con la igualdad de oportunidades

Desde que gobierna el PP, los presupuestos para becas Eramus han descendido drásticamente, a lo que ahora se suma una reducción de las cuantías que recibían todos los estudiantes y se restringen las ayudas a aquellos que obtienen beca general

La responsable de Educación y Cultura del PSOE, Maria del Mar Villafranca, ha valorado esta tarde la decisión del Ministerio de Educación de reducir la cuantía económica de las becas que se otorgan a los estudiantes del programa Erasmus por parte del Gobierno de España. Para la dirigente socialista, la decisión del Ejecutivo del PP “es un paso más en la senda de acabar con la igualdad de oportunidades en educación, y un retroceso que va a dejar en clara desventaja a los estudiantes universitarios españoles”.

Según ha recordado Villafranca, “no podemos olvidar que desde que gobierna el Partido Popular, los presupuestos para becas Eramus han descendido drásticamente”, a lo que ahora se suma una reducción de las cuantías que recibían todos los estudiantes, y que se restringen únicamente para aquellos estudiantes que obtienen una beca general. La responsable de Educación y Cultura de la CEF del PSOE ha recalcado que éstas becas generales “son cada vez más restrictivos” puesto que han descendido en un 71% pasando de 67,2 millones de euros, a 18 millones en los presupuestos de 2014”.

“Menos presupuesto, supresión de la ayuda general, y endurecimiento de las condiciones para obtener un beca, es el balance en materia de becas y ayudas de dos años de Wert como ministro”, ha dicho Mar Villafranca.

Según la responsable socialista, “con Wert la educación española vuelve a perder el tren europeo, y se queda atrás en uno de los programas de más éxito en la construcción europea”. A su juicio, el Programa Erasmus supone, no solo una mejora de calidad e internacionalización positiva, sino también uno de los elementos que ha credo más conciencia de ciudadanía europea. “Supone una retroceso y un error histórico que España se puede permitir”, ha finalizado Villafranca.