El PSOE califica 2014 como un “año negro” en el que se ha consolidado el “brutal ataque al modelo sanitario de nuestro país”

Sánchez Rubio exige al Gobierno “un Plan de Acción del Sistema Nacional de Salud que garantice el acceso a las terapias y a los medicamentos a todas las personas enfermas de Hepatitis C que lo necesiten”.

La secretaria de Sanidad del PSOE, María José Sánchez Rubio, ha hecho un balance de 2014 y lo ha calificado como un “año negro en materia sanitaria”, ya que la gestión del Gobierno del  PP en este área se ha caracterizado por la consolidación de los recortes, que han supuesto “un brutal ataque al modelo sanitario público en este país”.

 

Un modelo -el que teníamos- “que garantizaba la igualdad de oportunidades, la justicia social” y que en opinión de la Secretaría de Sanidad los decretos aprobados por el Gobierno y especialmente el  Real decreto 16/2012 han roto, “para sustituirlo por un modelo de aseguramiento”. Eso ha supuesto que, a lo largo de 2014, más de 800.000 personas se hayan quedado sin cobertura sanitaria, exceptuando  aquellas comunidades autónomas como Andalucía y Asturias -gobernadas por el PSOE-, en las que “se ha seguido prestando esta atención sanitaria a pesar de no estar cubiertos”.

 

La secretaria de Sanidad ha calificado también de “auténtico despropósito” la gestión de  la crisis del ébola, una de las situaciones de emergencia sanitaria más importante de nuestro país, a la que ahora se suma “una nueva crisis” con “el abandono de los enfermos de hepatitis C”, así como “la subida al 21% del IVA de los productos sanitarios”, que finalmente va a repercutir en la gestión sanitaria que se hace en las distintas Comunidades Autónomas.

 

A su juicio, ambos hechos demuestran que, más allá de tener un problema con la anterior ministra, que también, lo que hay es “un problema de concepción y de criterio del Gobierno respecto a la cobertura de la Sanidad Pública”. Por ello ha asegurado que “los socialistas no vamos a parar hasta que se garantice el acceso universal a la Sanidad y el acceso a los tratamientos  de las personas afectadas por la hepatitis C o cualquier otra enfermedad en función de que lo precisen desde el punto de vista terapéutico”.

 

Para Sánchez Rubio “romper con los valores del sistema público y universal no está ofreciendo ningún beneficio ni económico ni en cuestión de salud. Esa quiebra del sistema universal es algo que tiene que corregir el Gobierno ya” y en caso contrario, aseguró, será un objetivo de los socialistas cuando lleguen al Gobierno.

 

Durante su comparecencia, la dirigente socialista ha insistido en denunciar las medidas puestas en marcha por el PP y que excluyen del sistema sanitario a los inmigrantes, a los desempleados y algunos jóvenes. Todas ellas –dijo- son medidas que “cuentan con nuestra oposición y con la de las organizaciones sanitarias. La sanidad es para todas y todos y no sólo para los que se la puedan pagar”, subrayó.

 

A juicio de María José Sánchez Rubio “otro asunto gravísimo es cómo está repercutiendo el copago farmacéutico” en la sociedad. “Hay muchas personas que están abandonando sus tratamientos, sobre todo pensionistas, a los que les han subido los medicamentos más de tres veces el incremento de sus pensiones”. El copago perjudica a 8,4 millones de pensionistas y, en el caso de Andalucía, “desde que empezó hemos adelantado 84,6 millones de euros” por este concepto –recordó-.

 

SUBIDA DEL IVA SANITARIO y HEPATITIS C

 

Respecto a ...