El PSOE denuncia los PGE para 2013, que “empobrecerán aún más a los españoles, ponen en riesgo la hucha de las pensiones, y no generan confianza”

Anuncia la oposición del PSOE a que el Gobierno use el Fondo de Reserva de las pensiones, y recuerda que los Gobiernos socialistas dejaron el fondo en 65.000 millones de euros

La Secretaria de Economía y Empleo del PSOE, Inmaculada Rodríguez-Piñero, ha dicho esta tarde que los Presupuestos Generales del Estado para 2013, que acaba de aprobar el Gobierno, “son los presupuestos de la depresión”. La dirigente socialista ha recordado que las cuestan públicas para el próximo año “profundizan” en los errores que cometió el Gobierno con los anteriores presupuestos, y ha asegurado que “no solucionarán ningún problema de la economía española”.

La dirigente socialista ha denunciado estos presupuestos “que empobrecerán aún más a los españoles”, y que “recortarán todo, menos los intereses de la deuda”. Por eso, la secretaria de Economía y empleo del PSOE ha apostado porque los Presupuestos de 2013 contribuyan al crecimiento economico, a reducir la injusticia y a fomentar confianza en nuestra economía.

Rodríguez Piñero ha explicado que la recesión que vive España se produce por la “nefasta política económica que está llevando a cabo este Gobierno”, porque el Ejecutivo, ha dicho, “con su austeridad excesiva y recesiva, no soluciona el principal problema que es la reducción del déficit”.

La secretaria de Economía de los socialistas ha denunciado además el aumento del déficit del Estado en comparación al del año anterior, debido “a la incompetencia del Gobierno en la gestión de la crisis financiera, la gestión de Bankia, y a la improvisación permanente del Ejecutivo” que “nos cuesta 10.000 millones de euros en intereses de la deuda”.

“Pagamos más intereses de la deuda como consecuencia de la pérdida de credibilidad de la política eonómica del Gobierno”, ha señalado, y ha denunciado además la pérdida de la autoridad fiscal del ministro de Economía, Cristobal Montoro, “como consecuencia de las imposiciones de la troika”.

“Otros presupuestos son posibles -ha dicho - para hacer una política económica más justa y que apoye el crecimiento”. En este sentido, ha abogado por una política diferente, por el lado de los ingresos y de los gastos; por el lado de los ingresos con impuestos más justos y con la suficiente capacidad recaudatoria para acabar con el déficit del Estado y para ello ha recordado los impuestos a grandes fortunas, o los impuestos de sociedades propuestos por los socialistas de forma reiterada.

Falta de transparencia y veracidad en los PGE

Inmaculada Rodríguez Piñero ha criticado la “falta de trasparencia y de veracidad” de estos presupuestos, porque, según ha dicho, “el Gobierno ha asegurado que gasto social representa el 63,6% de las cuentas públicas, pero no explica que en ese porcentaje incluyen el gasto de los costes de la deuda pública que asciende nada menos que a 38.500 millones de euros”. “Por tanto, una vez más, el Gobierno trata de engañar a los ciudadanos”, ha señalado, y ha pedido que el Gobierno rectifique su política financiera porque los Presupuestos presentadops “van justo en la dirección contraria de lo que necesita este país; porque empobrecen a España y a los españoles, ponen en riesgo el sistema de pensiones, y no generan confianza”.

El Gobierno mete mano a la hucha de las pensiones

La dirigente socialista ha anunciado también la oposición del PSOE a que el Gobierno toque el fondo de Reserva de la Seguridad Social, después de que el Ejecut...