EL PSOE destaca el cumplimiento de la Ley Antitabaco

Marisol Pérez se felicita de “la concienciación y responsabilidad de los ciudadanos sobre el daño del tabaco a la salud”, y lamenta la actitud de unos pocos

La Secretaria de Bienestar Social, Marisol Pérez, hizo hoy balance del primer mes de la nueva Ley antitabaco, felicitándose por el alto cumplimiento de la norma, “aunque algunos pretendan hacernos creer lo contrario”

Así, Pérez resaltó “la concienciación y responsabilidad de los ciudadanos sobre el daño del tabaco a la salud”, siendo “una de las principales causas de muerte evitable”.

“Esta ley defiende una cuestión de salud y responde a evidencias sanitarias”, explicó la responsable socialista de Bienestar Social, “no es una ley prohibitiva, como pretenden hacernos ver algunos sectores, sino que es una ley que beneficia y aumenta la protección de la salud de los ciudadanos”.

Pérez alertó de la actitud denunciada por el máximo responsable sobre tabaquismo de la OMS, Armando Peruga, sobre la industria tabacalera, “que trata de generar confusión en la ciudadanía con campañas de descrédito de la ley, difundiendo dudas sobre los efectos perjudiciales del tabaco o haciendo creer que la norma no se cumple”.

En esa línea, recordó que cuando entró en vigor la ley de 2005 también se opusieron diciendo, entre otras muchas cosas, que se iba a arruinar el sector, “y no ha sido así, sino que se facturó más y se crearon más empresas y puestos de trabajo, según estudios realizados por la Asociación Economía de la Salud (AES) o la Universidad de las Palmas, por citar algunos”, dijo.

Pérez explicó que ANIS (Asociación Nacional de Informadores de la Salud), que se dedica a documentarse e investigar sobre temas relevantes para los ciudadanos, “recoge que la ley que lleva un mes en marcha es trascendental para la salud pública porque salvará miles de vidas, no provocará paro ni pérdidas en el sector de la hostelería, como pregona la industria tabaquera y lo que sí beneficiará a la larga es a la salud de los ciudadanos y al sistema sanitario por el ahorro que va a suponer”, resumió.

“Hay alrededor de 30 países que cuentan con regulaciones similares a la española y hay evidencia científica de que gracias a esta norma se reducen las enfermedades provocadas por el tabaco, como las del pulmón o el corazón, y sin embargo no hay evidencia de que perjudiquen a la hostelería”, insistió Pérez.

“A pesar de todo ello y de algunas situaciones anecdóticas de incumplimiento de la ley, así como las pegas que ponen algunas comunidades del PP no poniendo los medios adecuados o haciendo declaraciones que no benefician en absoluto su cumplimiento”, señaló, “el Gobierno de España y el PSOE están muy satisfechos con el comportamiento cívico mayoritario de ciudadanos y hosteleros”.

“Esta Ley se aprobó con un consenso amplio en el Parlamento después de un extenso debate con todos los sectores implicados, y en consonancia con las recomendaciones de la OMS y de la UE”, añadió Marisol Pérez, para concluir que “el Gobierno y el PSOE, junto con las CCAA, seguirán trabajando y no escatimarán esfuerzos para que siga con normalidad el cumplimiento de la ley, que es para beneficio de la salud de todos los ciudadanos”.