El PSOE dice que "no resulta muy creíble" que el Gobierno apruebe medidas contra la corrupción mientras obstruye la acción de la justicia junto al PP

Antonio Hernando advierte de que la prisión incondicional revisable podría ser inconstitucional y dice que el PSOE fijará su posición en la tramitación parlamentaria de la reforma del código penal en función de la constitucionalidad de la medida, la proporcionalidad de las penas y el fin resocializador de los penados

La credibilidad del PP y del Gobierno en la lucha contra la corrupción es “muy baja”, porque el Gobierno nunca hubiese adoptado ninguna medida si no se hubiesen dado el caso Gürtel, el caso PP, y el caso Bárcenas, y si no hubiese sido por el comportamiento de su extesorero y de buena parte de sus cargos públicos. Así lo ha manifestado esta tarde el Secretario de Relaciones Institucionales y Política Autonómica del PSOE, Antonio Hernando, en rueda de prensa celebrada en la sede socialista de Ferraz.

Según ha explicado el dirigente socialista, “mientras que sea el Gobierno y el PP, los mismos que están obstruyendo la acción de la justicia, quienes aprueben medidas contra la corrupción, no resulta muy creíble”. Y por esa falta de credibilidad, el PSOE reclama la creación de una subcomisión parlamentaria en la que se pueda llamar a expertos, y en la que pueda tener presencia la sociedad civil porque, según ha explicado Hernando, en este tema de la corrupción “los partidos no pueden ser endogámicos”. Serían esas conclusiones de los partidos, los expertos y la sociedad civil, las que luego se deberían transformar en medidas contra la corrupción, ha aclarado Hernando.

Además, Antonio Hernando ha recordado que hay un juzgado que va a llamar al PP por la destrucción de pruebas en el caso Bárcenas, por lo que ha dicho que “convendría que el PP diese explicaciones”, antes de que el PP vaya obligado a declarar llamado por un juzgado de Plaza de Castilla por destruir pruebas, “de lo que sí hay pruebas de criminalidad”, ha dicho.

Agilización de la justicia y prisión incondicional revisable.

El dirigente socialista se ha referido además a las medidas anunciadas por el Gobierno en lo que a la agilización de la justicia se refiere. Al respecto, Hernando ha asegurado que si dicha agilización “viene de la mano de acuerdos para evitar procesos judiciales, no estaremos de acuerdo; como tampoco lo estaremos con que se agilicen determinados procesos, y otros no”.

Sobre la medida central de la futura reforma del código penal, la prisión incondicional revisable, que plantea el Gobierno, Hernando ha avanzado que, a juicio de los socialistas, ésta propuesta podría ser inconstitucional.

“Hay suficiente doctrina que pone en duda la inconstitucionalidad de esta medida por razón de la indeterminación del tiempo de la pena” -ha explicado- por lo que el PSOE fijará como criterios para su posición en la tramitación parlamentaria la constitucionalidad y proporcionalidad de las penas, y el fin de reinserción y resocializador de los penados.

Finalmente, el Responsable de Relaciones Institucionales de los socialistas ha tenido también palabras de crítica hacia las medidas de racionalización de las administraciones públicas adoptadas por el Gobierno. Al respecto, Hernando ha pedido a la vicepresidenta del Ejecutivo que explique lo que se ha ahorrado el Estado con medidas como la supresión de la cría caballar de las Fuerzas Armadas. “Como todas las medidas sean de este calado”, ha dicho Hernando, “no estamos ante ahorros copernicanos como los que anunciaba el Gobierno, sino ante giros pequeñitos”.