Elena Valenciano: “Irak sigue siendo una herida abierta”

Este fin de semana, las manifestaciones en numerosas ciudades del mundo recordarán el quinto aniversario de la invasión de Irak

En la víspera del quinto aniversario de la guerra de Irak, la secretaria de Relaciones Internacionales del PSOE, Elena Valenciano, recuerda “que las heridas que se abrieron en marzo de 2003 en Irak con una guerra ilegal, injusta y de espaldas a la legalidad internacional siguen sangrando todavía hoy, porque raro es el día en el que no se produce la pérdida de vidas humanas, porque 2,4 millones de personas siguen desplazadas dentro del país y 2,28 millones refugiadas en estados vecinos”.



“El error de hace cinco años ha provocado uno de los mayores horrores que vivimos hoy –ha continuado la dirigente socialista–. La desestabilización de la zona, que se ha convertido en un avispero con presencia del terrorismo islamista, ha generado un grave problema de seguridad mundial. Prácticamente todos los dirigentes políticos así lo han reconocido, incluida la Administración Bush. Pero además de reconocer que la invasión se sustentó en mentiras e intereses, tenemos la obligación de no olvidar, porque Irak debe ser una prioridad en la agenda de la Comunidad Internacional, especialmente de la Unión Europea y las Naciones Unidas”.



Para Elena Valenciano, los esfuerzos deben dirigirse “a la construcción de un Irak seguro, estable, unificado, próspero y democrático que respete los derechos humanos, proteja a las minorías y promueva la tolerancia interétnica”, y reclama que se refuerce significativamente el papel de las Naciones Unidas a través de la Resolución 1770 (2007).



La responsable socialista de relaciones internacionales ha hecho referencia al informe aprobado ayer en el Parlamento Europeo, El papal de la Unión Europea en Irak, en el que se incide en la necesidad de que la Unión refuerce su papel en la zona y ayude al pueblo iraquí a construir el sistema constitucional y político, respetando la independencia, soberanía e integridad territorial del país.



Elena Valenciano ha concluido reiterando el compromiso de Rodríguez Zapatero con la estabilización del país árabe “mediante la actuación de la ONU en la configuración de estructuras políticas representativas, capaces de superar la catástrofe en la que se encuentra sumido el país a causa de la ilegal guerra que comenzó en 2003”, como se recoge en el programa electoral socialista.





(Nota de prensa difundida el 14 de marzo de 2008)