Elena Valenciano pide una tregua al PP: "Que ahora ayuden al país y después pasen al PSOE las facturas que quieran"

"Al PP cada vez le resulta más difícil explicar por qué no quiere llegar a acuerdos”_x000D_

La Secretaria de Política Internacional y Cooperación del PSOE, Elena Valenciano, ha pedido hoy al Partido Popular “una tregua” y que después le pasen todas las facturas al PSOE y al Gobierno que quieran. “Ahora es el momento de echar una mano y sentarse a ver si entre todos podemos ganarle la batalla a la crisis; luego, cuando hayamos salido de forma más clara, nos pasan ustedes las facturas que quieran y nos señalan con el dedo pero, ahora, siéntense a acordar”.

 

En la entrevista que ha mantenido esta mañana Elena Valenciano en la Cadena COPE, también se ha referido a la propuesta que hizo ayer la presidenta de Madrid, Esperanza Aguirre, de crear un gobierno de concertación: “se trata de una propuesta tan poco seria que ni siquiera dentro de su partido la han querido valorar”, añadiendo que más bien parece una ocurrencia o una jugada táctica de Aguirre para sacar ventaja a Rajoy.

 

Esta salida de Aguirre se suma a las voces de otros dirigentes del PP que se manifiestan preocupados porque cada vez les resulta más difícil explicar por qué su partido no quiere sentarse a llegar a acuerdos. “Parece lo que es: que han elegido aliarse con la crisis para mejorar sus expectativas electorales, y esto empieza a ser muy evidente”, asegura Valenciano.

 

Por último, la dirigente socialista ha declarado que entiende perfectamente que la gente esté preocupada y probablemente enfadada por la situación de crisis, pero ha insistido en que “estamos peleando contra ella de la misma manera que lo hacen los gobiernos europeos, con la hoja de ruta de las resoluciones del G-20, de la Comisión Europea, de los ministros de la Unión… “Vamos a salir de esta crisis. La sociedad española lo está peleando, junto al Gobierno, los sindicatos y los empresarios. Cuando la situación es difícil hay que sumar manos, capacidades, ideas. Y vamos a salir apostando por un modelo de crecimiento distinto, un proyecto que hay que diseñar a 10 ó 20 años, por eso estaría muy bien que el PP estuviese de acuerdo, pero si prefiere seguir jugando la carta de desgastar al Gobierno en vez de desgastar a la crisis, entonces es normal que la gente también esté enfadada por eso”.