Elena Valenciano reclama a Rajoy alguna declaración "contra la violencia de los hombres que matan a las mujeres"

En un post en su Facebook, la Vicesecretaria General del PSOE sugiere imaginar la repercusión que tendría en la sociedad el asesinato, en solo quince días, de seis futbolistas

A continuación reproducimos el texto íntegro También puedes leerlo aquí:

IMAGINEN ustedes que en España, durante los últimos 15 días y en distintos momentos, hubieran sido asesinados 6 futbolistas o 6 cantautores, o 6 directores de cine o 6 lo que sea... ¿No piensan que estaríamos todos hablando de ello?

Pero las 6 asesinadas por sus parejas o ex parejas son mujeres y, terriblemente, lamentablemente, la sociedad digiere ese horror casi con naturalidad.

El gobierno de Rajoy ha reabierto un debate ya caduco -y una grave fractura- sobre la libertad de las mujeres, sobre su derecho a elegir el momento de ser madres -¡o no serlo nunca!-

Desde el principio de la legislatura, Gallardón, sin duda con el acuerdo del Presidente del Gobierno -subido a lomos de la derecha más machista y reaccionaria del PP- gestaba este inédito retroceso democrático que devuelve a las mujeres a la casilla de "menores de edad y de capacidad". Sin embargo, ni Rajoy ni Gallardón se han ocupado de impulsar el debate, ni de mantener el discurso, ni de aumentar los recursos para la lucha contra la violencia de los hombres que matan a las mujeres.

La defensa de la vida del no nacido ocupa, en los últimos meses, muchos más ríos de tinta y horas de tertulia que la defensa de la vida de las mujeres --y de sus hijos e hijas-amenazadas por el machismo criminal.

De seguir la macabra estadística del mes de enero, este año serán asesinadas más de 140 mujeres. Si fueran futbolistas, cantantes o empresarios, estaríamos todos escandalizados. Si fueran concebidos, no nacidos, seguramente Gallardón prepararía medidas para protegerlos, pero... son mujeres.

Espero una declaración, algún discurso, un anuncio, ¡algo! del Presidente del Gobierno que, en los dos años de mandato no ha dicho ni una palabra sobre este desastre. Y también reclamo un gran plan nacional para proteger a las mujeres víctimas del maltrato. Es la dignidad de toda una sociedad la que está en cuestión. Y la defensa de la vida de las ya nacidas.