Hugo Morán: "El Gobierno pretende privatizar las costas y con ello burlar el espíritu de la Constitución"

Asegura que el PP expolia "bienes y valores públicos para transformarlos en cotos privados y oportunidades de negocio para unos pocos"

El Secretario de Ordenación del Territorio y Sostenibilidad del PSOE, Hugo Morán, denunció hoy que con la reforma de la Ley de Costas el Gobierno quiere “privatizar las costas españolas y con ello burlarse del espíritu que la Constitución contiene de limitar la especulación urbanística del dominio público marítimo-terrestre”.

Hugo Morán ha insistido en que la Constitución preserva estas limitaciones a la especulación que se había evidenciado de los años 60 y 70, y que “nos encaminaba a velocidad de vértigo hacia una privatización de un bien público de enorme valor estratégico para el país”. “Esa autoimposición del Estado se vio reflejada en la Ley de Costas que ahora pretende reformar el Gobierno”, dijo.

Con esta pretensión, el Gobierno quiere “habilitar unos enormes vacíos de salvaguarda de la titularidad pública, expoliando bienes y valores públicos para transformarlos en cotos privados y oportunidades de negocio para unos pocos”.

Para el responsable socialista, la reforma de la Ley que ahora plantea el Gobierno es “un auténtico monumento a la desprotección de los intereses públicos al servicio del enriquecimiento privado. Nos encontramos ante un indudable ejemplo de discriminación avalada por el Gobierno”.

Además, Morán considera que esta reforma, planteada por el Gobierno trata de cambiar el objetivo de origen de la Ley de Costas, que no era otro que “dotar de una herramienta de transparencia para identificar con claridad el bien que había de proteger, como es el deslinde del dominio público marítimo-terrestre”.

Y es que cuando, según Morán “sólo resta por identificar un escaso cinco por ciento del perímetro costero, vamos a encontrarnos con una nueva norma que dispensará distinto tratamiento a ese pequeño porcentaje, frente al noventa y cinco por ciento restante”, y que será “un auténtico mecanismo de privilegio avalado por la Administración, que desembocará sin duda en un océano de litigiosidad”.

Hugo Morán considera que 24 años después de aplicación de la Ley que ha sido avalada por los Tribunales de Justicia “es un despropósito y entendemos que no cabe aducir urgencia de ningún tipo para esta Ley y mucho menos cuando resta un mínimo recorrido de aplicación que garantice un trato igual para todos los ciudadanos. Procedería, por tanto, concluir los trabajos de deslinde de toda la costa antes de iniciar cualquier proceso de modificación de la misma”.

“Y después sí”, ha dicho Morán. “Una vez culminado el deslinde de la franja costera, “sería posible acometer un debate abierto para actualizar la Ley conforme a la nueva realidad de ese suelo ya delimitado, incorporando las prospectivas que en clave científica han aportado los estudios especializados”. Según el dirigente socialista, “habría que tener en cuenta los estudios que hay en materia de Cambio Climático -que van justo en la dirección contraria de las que pretende el Gobierno del PP-, desarrollando mecanismos de control de la actividad económica, fundamentalmente la inmobiliaria, a raiz del aprendizaje respecto a los efectos de la burbuja del ladrillo en la actual crisis económica”.

Finalmente Hugo Morán ha calificado de “burda maniobra cambiar una Ley de Costas por una Ley del Suelo Litoral”, y aplicando el principio de huella ecológica a la conservación d...