Juventudes Socialistas denuncia la campaña xenófoba y racista del PP

JSE pide al PP que además de retirar la campaña, pida perdón a los inmigrantes por defender en un juego acciones violentas contra ellos

Juventudes Socialistas de España (JSE) ha denunciado la campaña xenófoba y racista del PP, y ha lamentado que “siguiendo una estrategia electoral estudiada y planificada, el PP coincida con partidos de extrema derecha” a la hora de armar su discurso y poner en marcha iniciativas como el videojuego presentado ayer en Cataluña, que no es más que una burda imitación de “juegos” similares lanzados por este tipo de organizaciones.

Para el Secretario de Organización de JSE y diputado por La Rioja, César Luena, “primero Rajoy destapó su agenda oculta en materia de recortes sociales y privatizaciones. Ahora, utilizan la campaña electoral en Cataluña para remover las actitudes racistas y xenófobas hacia los inmigrantes, cumpliendo así las expectativas de la extrema derecha en la que Rajoy quiere apoyarse”.

Luena ha afirmado que, “el juego no es más que una reducción del debate y una aproximación a posiciones totalitarias”, y ha denunciado las semejanzas entre el videojuego lanzado ayer por el PP y “Rimbalza il Clandestino” (rebota al clandestino), que colgó la Liga Norte en Facebook , y que fue retirado de la red social por su contenido xenófobo y violento (http://www.elpais.com/articulo/internacional/Liga/Norte/Italia/juega/hundir/pateras/Facebook/elpepuint/20090821elpepuint_11/Tes, http://www.thepopuli.it/2009/08/la-lega-gioca-a-rimbalza-il-clandestino/) o Border Patrol, lanzado por la organización extremista White Aryan Resistance, en la web http://www.resist.com.

“Desde Juventudes Socialistas pedimos a los jóvenes que rechacen y censuren esta actitud y esta política, que demuestren a Rajoy que no están ni pueden estar del lado de un partido político que se dedica a frivolizar con asuntos tan sensibles y delicados”, ha afirmado el Secretario de Organización de JSE.

“Nos parece patético el cinismo del PP. Un día González Pons se pone el pañuelo palestino para apoyar falsamente al pueblo saharaui, y al día siguiente el PP catalán pretende eliminar en un juego peligroso a los inmigrantes residentes en Cataluña”.

“No basta con retirar el juego, se ha de pedir perdón y se ha de mostrar un compromiso claro para no volver a utilizar estas acciones porque, a diferencia de lo que dice Sanchez Camacho o González Pons, un juego que consiste en matar inmigrantes, no es un juego de ideas; salvo que defiendan que la xenofobia es una idea defendible”, ha concluido.