Lissavetzky acusa a Botella de llevar a Madrid a la "vergüenza internacional" por la huelga y reclama su dimisión

El portavoz municipal denuncia la "incapacidad" de la alcaldesa en la gestión de esta crisis

El portavoz municipal del PSOE, Jaime Lissavetzky, ha acusado a la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, de haber sumido a la ciudad en la "vergüenza nacional e internacional" por su "incapacidad" de gestión de la huelga de limpieza, a la vez que ha reclamado su dimisión en caso de que no

enseñe públicamente los contratos de limpieza viaria.

Por otro lado y en relación con la huelga indefinida de limpieza viaria, ha remarcado que la alcaldesa tiene "soluciones a go-go" alternativas al contrato integral y que puede utilizar el fondo de contingencia o reducir parte de la partida para pagar intereses financieros a los bancos de cara a configurar unos nuevos contratos "acordes" a la situación real de Madrid.

Además, ha remarcado que la decisión de contratar a Tragsa podría no ser legal, dado que sería necesario declarar una situación de emergencia, algo que han exigido los propios trabajadores de esta empresa pública que, según ha recordado, también está inmersa en un Expediente de Regulación de Empleo (ERE).

Por ello, ha comentado que si la alcaldesa cree que existe un problema sanitario, tiene la "obligación" de decirlo declarando una alerta sanitaria y "no amenazar" a los trabajadores que realizan la huelga de limpieza.

En rueda de prensa celebrada este jueves, Lissavetzky ha exigido a la alcaldesa de Madrid que "muestre los contratos ya" para conocer si las empresas remitieron datos al Consistorio sobre el número de trabajadores que iban a requerir o recortar en el servicio, algo que las adjudicatarias han negado esta misma mañana.

Lissavetzky ha aludido a que la página 65 del pliego de claúsulas administrativas del contrato de gestión aparece una referencia a información de la plantilla que tiene que figurar en los contratos. En ese sentido, el edil socialista sospecha que el Consistorio podría haber conocido de antemano que se preparaba una reducción de plantilla por parte de tres adjudicatarias.