Los socialistas españoles participan en el VIII Congreso del PES

Elena Valenciano encabeza la delegación del PSOE en este encuentro en el que se definirán las líneas de actuación del Partido Socialista Europeo ante los desafíos actuales

La Secretaria de Política Internacional y Cooperación del PSOE, Elena Valenciano, encabeza la delegación del PSOE que va a participar en el VIII Congreso del Partido Socialista Europeo (PES), que tendrá lugar en Praga (Industrial Palace) los próximos días 7 y 8 de diciembre.

Además de Elena Valenciano tomarán parte en el cónclave de los socialistas europeos las secretarias de Bienestar Social e Innovación y Nuevas Tecnologías, Marisol Pérez y María González, respectivamente; así como el presidente de la Delegación Socialista española en el Parlamento Europeo, Juan Fernando López Aguilar, que acudirá junto a una amplia delegación de eurodiputados, entre ellos, Ramón Jáuregui, secretario general de la delegación, y Miguel Ángel Martínez, vicepresidente del Parlamento Europeo.También asistirá como delegado el portavoz socialista en la Comisión Mixta Congreso-Senado para la Unión Europea, Juan Moscoso.

El objetivo del Congreso es definir las líneas de actuación del Partido Socialista Europeo ante los grandes desafíos actuales, como la crisis financiera, la necesidad de transformar nuestras economías y sociedades a través de una agenda progresista común o la lucha contra el cambio climático, sus objetivos y previsiones ante la próxima cumbre que se celebrará en Copenhague.

Durante el Congreso, que reunirá a más de 1.500 participantes entre dirigentes, diputados/as, delegados/as, activistas e invitados/as de toda Europa, se elegirá al nuevo presidente del PES y se abrirán debates sobre el papel que deben jugar los partidos socialistas y socialdemócratas para aumentar su influencia y a desarrollar sus políticas progresistas en el seno de la Unión Europea durante los próximos cinco años.

Ésta es una cita de gran importancia para los socialistas y demócratas europeos porque el Gobierno de España, que es el más fuerte de la familia progresista europea, asumirá la presidencia de la Unión en menos de un mes, el 1 de enero de 2010.