Luena invita a Pujol a aprovechar su presencia en el Parlament para "pedir perdón" y explicar cómo amasó su fortuna

Anima a Rajoy a reunir la Conferencia de Presidentes antes de desechar la reforma de la financiación autonómica

El Secretario de Organización del PSOE, César Luena, ha instado al expresidente de la Generalitat, Jordi Pujol, a aprovechar su comparecencia en el Parlament de Cataluña "para pedir perdón a la sociedad catalana y española" y para "explicar cómo amasó su fortuna", en lugar de "esconderse detrás de soflamas soberanistas". "Eso le sirvió hace unos años, pero eso se acabó. No puede haber ya más engaños", ha sentenciado Luena en una entrevista concedida a Europa Press, para insistir en que "lo que tiene que hacer Pujol es dar muchas explicaciones, pedir perdón y asumir las consecuencias sobre su reputación y desde luego las consecuencias que tiene que haber en el ámbito judicial".

Según el número dos del PSOE, Pujol no "puede hacer menos, dada su trayectoria", ya que "intentar otra cosa sería además una falta de respeto monumental y un error personal". "A estas alturas su partido también debería hacérselo ver", ha apostillado.

    También es necesario, a juicio de Luena, que CiU y su líder, el presidente de la Generalitat, Artur Mas, den "más explicaciones, y más contundentes", porque "es muy difícil de creer que nadie supiera nada cuando se estaba amasando una fortuna como esa".

    "Es muy difícil de entender o querer creer que en un partido como Convergència nadie sabía de las actividades del señor Pujol, sobre todo cuando al parecer funcionaban al más puro estilo de las familias que operan en países como Italia", ha reiterado.

FINANCIACIÓN AUTONÓMICA

Por otra parte, el Secretario de Organización del PSOE ha animado al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, a convocar la Conferencia de Presidentes para "escuchar" el punto de vista de los gobiernos autonómicos sobre la reforma de la financiación autonómica. Luena critica que el presidente del Gobierno y la dirección del PP hayan decidido aplazar la reforma del sistema de financiación autonómica sin consultar antes a las Comunidades Autónomas.

    "El problema es que el señor Rajoy no se encomienda a nadie. Una cosa es la mayoría absoluta y otra cosa es la absoluta despreocupación por conocer los intereses diversos, las opiniones distintas que hay en la sociedad española, y en relación con las Comunidades Autónomas, quienes mejor lo saben son las Comunidades", ha destacado.

    En este sentido, ha defendido que este asunto debería abordarse "con el consenso de las Comunidades en primer lugar", y para eso "lo primero que habría que hacer es escucharlas".