Madina: "No se recuerda ningún gobierno en Democracia que haya ocultado tanto y que se haya ocultado tanto para no dar la cara ni ante el Parlamento ni ante la ciudadanía"

El Grupo Socialista propone reformar el Reglamento del Congreso para que, cuando todos los grupos de la oposición soliciten la comparecencia del presidente del Gobierno, ésta tenga que celebrarse obligatoriamente

El secretario general del Grupo Parlamentario Socialista, Eduardo Madina, ha defendido hoy en el Pleno del Congreso, una Proposición de Ley para la reforma del Reglamento, que permita “profundizar en una de las competencias constitucionalmente atribuidas al Parlamento: la de controlar la acción del Gobierno”, porque –ha denunciado- “no se recuerda ningún gobierno en Democracia que haya ocultado tanto al Parlamento y a la ciudadanía y que se haya ocultado tanto para no dar la cara ni ante el Parlamento ni ante la ciudadanía”.

“Queremos reforzar los instrumentos de control al Gobierno, aumentar la capacidad de control de los grupos de la oposición, dotar a esta Cámara de mayores instrumentos para ejercer una competencia que tiene en exclusiva la oposición: el control a la acción del Gobierno”, ha recalcado Madina.

Para ello, los socialistas proponen la reforma del artículo 203 del Reglamento del Congreso, de manera que, cuando todos los grupos de la oposición soliciten la comparecencia del presidente del Gobierno, ésta tenga obligatoriamente que celebrarse en un plazo determinado, que se fija en 10 días.

Madina ha denunciado el “tono excepcional” de esta legislatura, en la que el Gobierno y el grupo de la mayoría parlamentaria “impiden debatir sobre asuntos sustanciales para la ciudadanía y la sociedad española”, un comportamiento que redunda “en el descrédito del Parlamento”.

“Piensen que el miedo no es buen acompañante en política, que uno no está en el gobierno para siempre, que las instituciones no son de los partidos, sino de los ciudadanos representados por los partidos”, ha advertido Madina al PP, para pedirles un “gesto que permita un avance y una profundización en materia de instrumentos de control a la acción de Gobierno que será bueno para los grupos de la oposición, para el grupo de la mayoría, para esta Institución y para nuestra Democracia”.

Hits de ocultación

A lo largo de su intervención, Eduardo Madina ha repasado algunos de los “hits de ocultación” vividos en la legislatura: el veto a debatir sobre la creación de una comisión de investigación sobre la supuesta financiación irregular del PP; la supresión de las sesiones de control en los periodos extraordinarios; o la inadmisión de interpelaciones a miembros del Gobierno y las negativas a que el presidente comparezca en relación a asuntos prioritarios, como los recortes en educación y sanidad, la solicitud de rescate del sistema financiero, el memorándum que fija el contenido de la condicionalidad de dicho rescate, medidas de empleo, sobre desahucios, pensiones, preferentes, etc…”temas en los que el PP no se encuentra cómodo, los veta y el Gobierno no explica nada”.

Madina ha subrayado “las decenas de comparecencias solicitadas por prácticamente todos los partidos y grupos parlamentarios para que en el asunto Bárcenas/Rajoy/Gürtel, alguien venga aquí y explique algo”. Todas ellas, “vetadas”, con la “excepción de una vez, el 1 de agosto en el Senado, donde forzado por su propio partido, con un ruido atroz en medios de comunicación, y la amenaza de una moción de censura, el señor Rajoy viene para mentir a la Cámara”, como se ha puesto de manifiesto “con informaciones que aparecen dos semanas después y que le desacreditan como presidente del Partido Popular y como presidente del Gobierno”, ha dicho.

El último ejemplo, el rechazo hoy a la celebración de un Pleno para que el...