Mario Jiménez: "El Gobierno intenta vender que España es la locomotora económica del mundo" cuando ha sido incapaz de llevar la recuperación a las familias

El portavoz de la Comisión Gestora destaca, en la rueda de prensa de balance del año, que los socialistas hayan "aprovechado la minoría parlamentaria del PP para mejorar la vida de los ciudadanos", ocupando una posición "de centralidad en el tablero político"

30/12/2016

El responsable de Organización y portavoz de la Comisión Gestora del PSOE, Mario Jiménez, acusó hoy al Gobierno y a su presidente de intentar “vender que España en estos momentos es la locomotora económica del mundo, que la crisis económica ha terminado y que el 100% de los españoles tiene una situación envidiable”, cuando “la realidad” para las familias arroja “un panorama todavía muy duro y desolador”, debido a “la incapacidad” del Ejecutivo para trasladar la recuperación del crecimiento económico a unas mejores condiciones de empleo y de salario para los trabajadores.

Durante la rueda de prensa en Ferraz, en la que ha hecho balance del año y ha respondido a la comparecencia de Mariano Rajoy, Jiménez ha recordado que el año 2016 se ha caracterizado por “la precariedad laboral”, pues “la temporalidad ha subido hasta el 27%, se han perdido más de 300.000 empleos estables y la duración media de los contratos ha sido de 51 días”, llegando a ser inferior a una semana en el 25% de los casos. A ello se suma el que “solo un 9% de los contratos firmados han sido indefinidos”.

Desde el punto de vista de los salarios, el dirigente socialista recordó que en nuestro país “más de 2 millones y medio son trabajadores pobres y más de 500.000 están en riesgo de pobreza desde que gobierna el PP”; tenemos “6 millones de asalariados con sueldos inferiores a los 600 euros mensuales”, tal y como recoge la Agencia Tributaria, al tiempo que se ha incrementado la brecha entre los trabajadores que menos cobran –cuyo salario nominal ha caído un 2’3% desde 2011- y los que más cobran –que han visto incrementar su salario por encima del 5’5 %-.

“De todo ello evidentemente no ha hablado el presidente del Gobierno que se ha ido a las cifras macro, olvidándose de la realidad durísima que están viviendo millones de trabajadores”, insistió Jimenez.

Destacó también la caída de la protección ya que “hay un millón menos de beneficiarios por prestación al desempleo” desde que gobierna Rajoy y la tasa de cobertura ha caído 16 puntos, llegando apenas al 55%. Además se ha reducido la prestación y hay por desgracia más de 660.000 hogares en España en los que no entra ningún ingreso.

Respecto a las pensiones, lamentó que –de seguir como hasta ahora -“se acabará con el fondo de reserva en 2017”, pues solo quedan 15.900 millones, cuando el PSOE lo dejó con más de 66.800 millones de euros. Esto demuestra igualmente que “no se ha trasladado el crecimiento económico al respaldo de las pensiones en España”, que ésta no ha sido una prioridad para el Gobierno, tampoco en  2016, pues se ha sacado de la hucha de las pensiones 19.200 millones de euros.

También criticó en este punto la pérdida de poder adquisitivo de las pensiones en nuestro país que cifró en más 160 euros anuales para una pensión media.

En definitiva, “la política económica del PP no ha traído ni empleo suficiente, ni empleo de calidad . No ha resuelto la precariedad laboral y no ha acabado con esa situación de empobrecimiento de la clase trabajadora. Ha esquilmado el fondo de reserva de las pensiones; ha debilitado la capacidad de cobertura de los desempleados y ha adoptado hoy mismo medidas para el empobrecido  progresivo de nuestros pensionistas”.

El PSOE en el centro del tablero político

En cuanto al balance político del año 2016, Mario Jiménez se ha referido a la  repetición de las elecciones, subrayando que, tras los comicios de diciembre, “no hubo gobierno por la actitud de bloqueo de Podemos”, quien “por una ambición desmedida y un error de cálculo terrible” sobre un supuesto sorpasso al PSOE, lo que hizo fue provocar que “al final el sorpasso lo diera el PP ganando las elecciones de junio con más votos y escaños, haciendo imposible la conformación de un gobierno distinto”.

Al final, y tras evitar unas terceras elecciones, -explicó- se puso en marcha la legislatura “no sin costes para el Partido Socialista, que asumió esa responsabilidad pensando en España”. De los meses transcurridos, Jiménez ha hecho una valoración positiva y ha destacado que los socialistas hayan “aprovechado la minoría parlamentaria del PP para mejorar la vida de los ciudadanos”, ocupando una posición “de centralidad en el tablero político” y un papel determinante a la hora de marcar la iniciativas políticas que prosperan o no, pues “es el único partido capaz de sacar adelante cuestiones para el interés general, con negociaciones hacia un lado y hacia otro”.

Así, citó la iniciativa del PSOE en el pacto contra la violencia de género, el pacto educativo, la derogación de la LOMCE, la subida de un 8% del SMI, el incremento en la financiación del Estado del Bienestar en más de 1.000 mill/€ para las CCAA, la consecución de una tregua energética para las familias más vulnerables, la derogación de la ley mordaza o las primeras medidas para derogar la reforma laboral que tanto daño ha hecho.

Prioridades de la acción política del PSOE para 2017

De cara al futuro, Mario Jiménez ha explicado las prioridades del PSOE, que pasan por lograr “más y mejor empleo, para lo cual vamos a respaldar el papel de los sindicatos, al tiempo que trabajaremos para desmontar y derogar los aspectos más negativos de la reforma laboral del PP”.

También se dará prioridad al “blindaje de la sanidad pública, la educación pública y la atención a la dependencia, trabajando en su protección, garantizando su financiación y poniendo fin a las medidas discriminatorias”.

Tendrá igualmente preferencia la “recuperación de los derechos civiles puestos en peligro por la derecha con la ley mordaza”, que “vamos a derogar”. Y el inicio del diálogo para la financiación autonómica, para que las CCAA puedan atender los servicios públicos fundamentales que prestan.

También será prioritario “el diálogo institucional”, para “resolver los problemas de convivencia que existen, apostando por el diálogo y siendo proactivos en la recuperación del diálogo con Cataluña” o a la hora de impulsar un diálogo “tranquilo y sosegado” sobre la necesidad de llevar a cabo una reforma constitucional.

Cláusulas suelo

En relación a la decisión del Consejo de Ministros de no aprobar hoy el código de buensa prácticas sobre la devolución de las  cláusulas suelo, el portavoz de la Comisión Gestora ha destacado que la decisión se ha pospuesto por la posición del PSOE de exigir que este procedimiento, que va a beneficiar “a cientos de miles de españoles”, se haga “por un procedimiento extrajudicial , sin quitas que perjudiquen a los usuarios de esos servicios y mediante un mecanismo que sea obligatorio y que se cumpla por parte de las entidades financieras; no que se deje, como el gobierno ha pretendido, al deseo libre de las entidades financieras, confundiendo el papel que en esto han tenido las entidades”.

Cataluña

Acerca de las últimas noticias sobre el proceso soberanista catalán, Jiménez ha lamentado la “subordinación” del PDeCAT  -la antigua Convergencia- a la CUP, “sometiéndose a una agenda que se sitúa claramente al margen de la ley” y que supone “un camino cegado que no va a llegar a ninguna parte en España, se produzca donde se produzca. Jiménez ha valorado la posición que desempeña el PSC, “que está recordando que el único camino posible es el de la ley y del ordenamiento constitucional, reclamando diálogo y entendimiento”. Por último, ha demandado alguna explicación sobre las conversaciones entre los gobiernos central y catalán, algo sobre lo que –ha recordado- el jefe del Ejecutivo no ha querido pronunciarse cuando le han preguntado los medios asistentes a su rueda de prensa en La Moncloa.

PSOE

Respecto al partido, Mario Jiménez explicó que el PSOE va a celebrar un Comité Federal el 14 de enero que establecerá la agenda política para el próximo curso, hasta la celebración del Congreso Federal. Ese Congreso será convocado formalmente por otro Comité extraordinario posterior.

Como explicó Jiménez, durante todo ese tiempo el PSOE tiene que seguir volcándose fundamentalmente en el trabajo institucional para “aparecer ante la ciudadanía como un proyecto ganador, de gobierno y transformador, que sirva para mejorar la vida de los españoles”.