Martin Schulz: “Para mí, es una vergüenza como hombre y como padre, que alguien sugiera que mi hija vale menos que mi hijo”

Manuel Valls: “La lucha por la libertad de las mujeres marca la diferencia entre la derecha y la izquierda”. Felipe González considera que de las disculpas de Cañete se deduce que “según su criterio lo que dijo no era ofensivo”._x000D_

La candidata europea número 1, Elena Valenciano, ha recibido hoy en Barcelona -en  un multitudinario mitin que ha reunido a 3.500 personas- el apoyo de tres importantes figuras de la política europea: el actual presidente del Parlamento Europeo y candidato socialista a presidir la Comisión Europea, Martin Schulz, el primer ministro francés, Manuel Valls, y el ex presidente español Felipe González.

Todos ellos han coincidido en la necesidad de cambiar Europa, de superar las políticas equivocadas de la derecha europea, y hacer una Europa más justa, más social, más fuerte y solidaria.

“Queremos una Europa diferente. Nuestra Europa es la Europa de la justicia social y de la solidez económica; la que ofrece un futuro a jóvenes. En nuestra Europa tratamos a todos por igual, y no se considera a las mujeres como inferiores intelectualmente. Para mí, es una vergüenza como hombre y como padre que alguien sugiera que mi hija vale menos que mi hijo”, ha dicho Martin Schulz, quien se ha comprometido a luchar “codo con codo” con Elena Valenciano por “la igualdad entre hombres y mujeres”, por que “las mujeres estén a salvo de la violencia” y por “cerrar la brecha salarial”.

El candidato socialista a la presidencia de la Comisión Europea ha mostrado su voluntad de que “mi Comisión sea paritaria” y ha situado como su primera prioridad la lucha contra el paro juvenil, porque “los jóvenes están pagando las consecuencias de una crisis que no han causado” y se les está “robando el futuro a la generación mejor preparada de la historia europea”.

“Los socialistas trabajaremos por proteger y mejorar la vida de la gente. Si no lo hacemos nosotros, nadie lo hará”, señaló.

Manuel Valls

Por su parte, el primer ministro francés, Manuel Valls, ha insistido en la necesidad de “revitalizar el proyecto europeo” porque “tras 10 años de gobierno de la derecha “Europa pierde aliento”. “La izquierda tiene que volver para dar un nuevo rumbo a Europa”, ha añadido, y situarla “al servicio de los pueblos”.

Valls ha rechazado el “conservadurismo que recluye las mujeres en una visión retrógrada”, ha expresado su “compromiso con la igualdad de género” y la “condena total del sexismo y el machismo”  mostrando su apoyo a las “mujeres que luchan por sus derechos fundamentales, por la libertad de elegir su maternidad”. La lucha por la libertad de las mujeres “marca la diferencia entre la derecha y la izquierda”, ha sostenido.

El primer ministro francés ha lamentado que la Europa de los últimos años haya sido “fuente de desilusión” para los ciudadanos por no ser “suficientemente protectora frente a la crisis” y ha advertido de que la “amenaza para Europa es la pérdida de confianza de los pueblos, más que la de los mercados”. Ha alertado del auge de los “populismos” que quieren “acabar con el sueño europeo, levantar barreras y agitar odios”.

“El 25 de mayo tenemos que elegir entre la Europa de la derecha, que ha fracasado, y la Europa de la izquierda, la única capaz de revitalizar el proyecto europeo”, ha precisado Valls, quien...