Patxi López apuesta por "un nuevo tiempo de entendimiento" para "hacer país"

El candidato a lehendakari por el PSE-EE afirma que los que "destrozan" sedes no tienen que estar en el Parlamento, sino "detenidos"

El secretario general del PSE-EE y candidato de este partido a lehendakari, Patxi López, afirmó que quienes "destrozan" sedes como la Casa del Pueblo de Elorrio, atacada esta pasada noche, no tienen que estar en el Parlamento, sino "detenidos"

En el transcurso de un mitin celebrado en Vitoria, con la presencia del presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, denunció el "fascismo y totalitarismo" de ETA y criticó a quienes dicen que "juegan con ventaja" por la ilegalización de las listas de D3M y Askatasuna.

En este sentido, tras hacer referencia al ataque a la casa del Pueblo de Elorrio de esta pasada noche y a las pintadas realizadas en su interior a favor de D3M, se preguntó "dónde tiene que estar en el Parlamento o detenidos".

López afirmó que Ibarretxe "ha buscado los problemas que no teníamos" y ha buscado "la solucion que no necesitábamos". El dirigente del PSE-EE aseguró que, si no hubiera sido por su partido,

la pasada legislatura hubiera pasado en "blanco".

En este sentido, se preguntó a quién pretende "engañar" Ibarretxe. López indicó que el candidato jeltzale "se volverá a quitar el traje de campaña que se ha puesto para no asustar" y volverá "el Ibarretxe genuino que quiere enfrentar a unos vascos con otros, el de la coalición para la independencia" y el de los debates "identitarios".

López defendió el cambio que plantea su partido y aseguró que será el "nuevo vecino de Ajuria Enea", donde, según aseguró, "no piensa encerrarse en un despacho". El dirigente del PSE reclamó el acuerdo entre todos y dijo que tenderá la mano "a todos para hacer país" y para hacer frente a la crisis económica, poniendo "el empleo en el

corazón de la política".

Al respecto, criticó que Ibarretxe "no ha puesto en marcha el diálogo social, ha impuesto por decreto la reforma de la enseñanza y ha abandonado a los profesionales de Sanidad" y le acusó de que "en sus diez años de Gobierno, sólo ha estado interesado por la consulta, para tratar de imponer una patria exclusiva".

López señaló que los socialistas apuestan por "abrir un nuevo tiempo de entendimiento y de acuerdo frente al conflicto" para abrir "la brecha que separa a unos de otros y conformar un nosotros". Por ello, se comprometió a "superar los debates identitarios para dedicarnos a los grandes objetivos que nos unen a todos" como la

salida a la actual crisis económica.

Asimismo, apostó por "sumar fuerzas para resolver los problemas" para cerrar así el "ciclo división" y reconoció que "ningún proyecto sólido puede ser construido sólo por una parte de la sociedad". "Es hora de trabajar juntos para conseguir una Euskadi común", reiteró.

En este sentido, explicó que el cambio que el PSE-EE propone para por constitución de un Gobierno que "no esté contra nadie, sino en defensa de todos", ya que "Euskadi no es la suma de nacionalistas y no nacionalistas sino la de ciudadanos iguales, libres y soberanos que quieren vivir juntos, sin que nadie nos venga a clasificar en

ciudadanos de primera y de segunda".Por ello, apostó por construir un país "abierto y acogedor que reconoce la riqueza del mestizaje, donde nadie se sienta ni marginado ni perseguido".

López record&...