Pedro Sánchez: "El próximo 26 de junio los españoles van a poder decidir tres cosas con su voto: si hay cambio o no, si hay políticas regresivas o progresistas, y quién será el próximo presidente"

01/06/2016

El secretario general del PSOE y candidato a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, ha afirmado hoy que, el próximo 26 de junio los españoles, con su voto, van a decidir tres cosas: “Si hay o no cambio en España; si queremos que España tenga políticas progresistas o continúe con políticas de recorte injustas y regresivas, como las que estamos sufriendo; y quién va a ser el próximo presidente del Gobierno”.

Durante un mitin en Torrelavega (Cantabria), ante más 1.200 personas, Sánchez aseguró que “la solución a la vieja derecha y sus recortes se llama Partido Socialista Obrero Español y se llama socialdemocracia”.

“Un conglomerado de siglas no hace un proyecto político”, ha dicho. “El nuestro es la socialdemocracia. A nosotros sí nos conocen. La socialdemocracia es el estado del bienestar, son los derechos, las libertades, es otra Europa”. Y frente a eso, “la derecha ofrece recortes; y la intransigencia, que siga gobernando la derecha”, criticó.

El líder socialista ha reiterado que “el cambio no tiene intermediarios” y pidió que “quien quiera cambiar que apoye al PSOE”. “Nuestro gran adversario es la abstención, la desmovilización. Si todos los socialistas de corazón, con o sin carnet, nos unimos y acudimos a votar el próximo 26 de junio, el sí al cambio ganará las elecciones”, reclamó.

“El PSOE tiene un programa en A; el PP tiene un programa en B, de mentiras y corrupción; otros tienen un programa en A, en B, en C, en D, en I, en U…, lo que toque. Por eso, votar al PSOE es votar por el cambio y apostar por la socialdemocracia.”, ha insistido.

El gobierno de la honradez intransigente

Pedro Sánchez ha propuesto un gran acuerdo para regenerar la vida democrática en nuestro país. “Si tengo el honor de ser presidente, mi gobierno será el gobierno de la honradez intransigente”, reafirmó, y se comprometió a poner en marcha 3 medidas fundamentales para luchar contra la corrupción: “Vamos a hacer que la Agencia Tributaria cree un certificado fiscal para tengamos una fotografía cierta de cuál es el patrimonio de todos los altos cargos políticos al principio y final de su mandato, para saber si se corresponde exactamente con el nivel de ingresos que han tenido. Vamos a modificar la Ley de contratos públicos para que no se puedan trocear los contratos, como ha ocurrido por ejemplo con la trama Púnica o la trama Gürtel del PP. Y vamos a reforzar, como siempre cuando hemos gobernado, la fiscalía anticorrupción, la UDEF y la UCO”.

“Es decir –ha continuado- que los españoles deben tener la garantía de que conmigo como presidente del gobierno vamos a aprobar leyes para que la corrupción no se produzca nunca y cuando se produzca se persiga siempre, caiga quien caiga”.