PEDRO SÁNCHEZ se compromete a llevar a cabo una reforma fiscal “justa”, “de izquierdas” y “que no suba un céntimo de euro los impuestos a la clase trabajadora”

Avanza que el PSOE aprobará “un nuevo Estatuto de los Trabajadores que recupere la negociación colectiva, ponga fin a la deflación salarial que están sufriendo muchísimos trabajadores y que reduzca el número de contratos”_x000D_

El secretario general, Pedro Sánchez, subrayó hoy que el PSOE defiende una reforma fiscal “justa”, “de izquierdas” y cuya única línea roja sea “que no se va a subir un céntimo de euro los impuestos a la clase trabajadora”.

 

Durante su intervención en el Foro económico organizado por ‘El Norte de Castilla’ en Salamanca, Sánchez explicó que se trata de hacer un una reforma fiscal para que “aquellos que nunca fueron austeros empiecen a serlo para que los que siempre fueron austeros por necesidad, que son muchos trabajadores de nuestro país, dejen de serlo tanto”.

 

          Así, explicó que los socialistas proponen, entre otras medidas, “una modificación fiscal que elimine muchas de las deducciones de las cuales se benefician las grandes corporaciones para que su tipo medio efectivo sea superior al que pagan las pequeñas y medianas  empresas”. El PSOE también plantea “una modificación del impuesto de la renta de las personas físicas que haga que se tribute en el IRPF un rendimiento de los patrimonios que ahora mismo los grandes patrimonios y las grandes fortunas eluden como consecuencia del actual sistema fiscal”.

 

Sánchez recordó que el PP en 2011 se presentó a las elecciones diciendo que no iba a tocar los impuestos a la clase media trabajadora “y al final de los 23.000 millones de euros que ha subido los impuestos a la clase media trabajadora 20.000 son impuestos indirectos”. En este sentido, denunció que la reforma fiscal del PP “ha supuesto un trasvase de rentas de las clases más bajas a las clases más altas, porque los 600.000 contribuyentes que declaran ganar más de 600.000 euros al año han tenido un ahorro medio fiscal de 75.000 euros al año, mientras, el 40% de los contribuyentes del IRPF, es decir, 8 millones de españoles,  solo se van a ver beneficiados de media en 52 euros al año”.

 

Respecto a las propuestas fiscales de otras formaciones políticas, el secretario general señaló que “no sabemos exactamente cuál es la propuesta de reforma fiscal” de Podemos, aunque “esperemos que no la haga el señor Monedero”. En cuanto a la de Ciudadanos, Sánchez apuntó que subiendo el IVA y el tipo superreducido del 4% al 8% lo que hace es que “quien va pagar más impuestos son, precisamente, aquellos contribuyentes que declaren tener rentas inferiores a los 3.000 euros, por tanto es una reforma fiscal injusta”.

 

Ejes de la reforma laboral y nuevo Estatuto de los Trabajadores

 

Pedro Sánchez anunció también que, la próxima semana, el PSOE va a presentar las grandes líneas de su reforma laboral.

 

Una reforma basada en “tres ejes fundamentales”. El primero: “reducir el número de contratos, su tipología”. En segundo lugar –señaló- “vamos a declarar la guerra contra la precariedad laboral y, en consecuencia, reducir la temporalidad en nuestro país” y, en tercer lugar, “reivindicaremos la negociación colectiva” porque, tal y como dijo el FMI, allí donde esta es fuerte hay menos desigualdad y sueldos más dignos.

 

En este punto insistió  en que el PSOE derogará la reforma laboral impuesta por el Gobierno del PP, que lo que ha hecho es “abrir las puertas al despido masivo y a una deflación o pérdida...