¿Qué pasaría si un ministro se quedara embarazado?

Artículo de Elena Valenciano en The Huffington Post

Que un ministro de un Gobierno que está reformando la ley del aborto se ponga realmente en la piel de quien necesita imperiosamente interrumpir un embarazo no deseado. Esa es la intención del relato ficticio que la Vicesecretaria General, Elena Valenciano, ha publicado hoy en el Hufftington Post bajo el título “Una llamada”.

Valenciano imagina y narra la angustia que una noticia así provocaría en el ministro y como, finalmente, éste acudiría a una diputada de la oposición, “que le tenía frito a costa del aborto”, para que le aconsejara una clínica en la que poner fin a esa “situación infernal”.

“No te preocupes, estamos acostumbradas este tipo de llamadas. Si yo te contara...” le diría ella y, al cabo de unos días –concluye-, los periódicos nacionales abrirían con la siguiente noticia: "El Gobierno anuncia que no modificará la actual ley del aborto”.

 Para leer el artículo pincha en este enlace