Rodríguez- Piñero: "Es necesaria una reforma del sistema de financiación autonómica que corrija las disparidades de financiación entre los territorios"

Recuerda que para el PSOE la financiación autonómica "no solo es importante porque defendemos una concepción federal del Estado, sino, porque las Comunidades administran las políticas que más nos importan: la educación, la sanidad, o los servicios sociales"

La Secretaria de Economía y Empleo del PSOE, Inmaculada Rodríguez Piñero, ha apostado esta tarde por una “necesaria” reforma del sistema actual de financiación autonómica, que corrija las disparidades de financiación entre los territorios, garantice ingresos suficientes, de autonomía financiera a las Comunidades para incrementar sus recursos, y que sea transparente y sencillo al tiempo que facilite ingresos adaptados a la situación económica del momento.

La dirigente socialista, que ha participado hoy en un debate sobre financiación autonómica en los cursos de verano de El Escorial, ha señalado que la mejor forma de que la financiación autonómica no genere disputas entre comunidades, “es que sus resultados sean justos, reduzca las divergencias, y que los fondos que equilibran el modelo sean sencillos de entender y con criterios claros”.

Por ello, ha explicado Rodríguez Piñero, para el PSOE la financiación autonómica “no solo es importante porque defendemos una concepción federal del Estado, sino, sobre todo, porque las Comunidades Autónomas administran las políticas que más nos importan: la educación, la sanidad, o los servicios sociales”.

En ese sentido, la responsable del área económica y de empleo de los socialistas, ha insistido en que la reforma constitucional que propugna el PSOE defiende incorporar a la Constitución, como derechos fundamentales, la protección social y el derecho a la salud; “lo que tendrá una implicación muy importante en la financiación autonómica al tener que asegurarse a las CCAA los recursos necesarios”, ha señalado.

Finalmente, Inmaculada Rodríguez Piñero, ha recordado que el PSOE propone crear un fondo de garantía del Estado de Bienestar, “que se nutriría en épocas de bonanza para servir de fondo de reserva de sus prestaciones en períodos de crisis”.