Rubalcaba: “Hollande será un magnífico altavoz de los socialistas europeos”

Es un "magnífico resultado" para Europa porque ahora la política económica empezará a cambiar

El Secretario General del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha valorado hoy la victoria de François Hollande en las elecciones presidenciales francesas como “un gran resultado” para la izquierda europea. En los últimos años, ha afirmado en una entrevista en la Cadena Ser, “la voz de los socialistas sonaba débil en Europa” pero “hoy con Hollande tiene un magnífico altavoz”. Rubalcaba está convencido de que, además de ser muy positivo para los socialistas, este cambio de gobierno en Francia supone también “un buen resultado para Europa” porque, desde “antes de ganar las elecciones, Hollande ya ha conseguido que la política económica europea empiece a cambiar”. Y para España supone también un “excelente resultado” porque ahora “va a tener un aliado en Francia para lograr un cambio en la política económica europea”

Rubalcaba ha aludido a las declaraciones del portavoz del Gobierno alemán en las que afirma, ante el cambio en Francia, “que es un momento importante para trabajar juntos para un pacto para el crecimiento”. Además, el Gobierno alemán ha venido “cambiando el discurso en las últimas semanas”, así como la Comisión Europea. Así, mientras hasta hace poco solo se hablaba de políticas de ajustes, de recortes en la inversión, ahora se habla de que “hay que combinar las políticas de ajuste con las de crecimiento, que es lo que defendió Hollande y la izquierda Europa”, así como el propio Rubalcaba.

“Francia es un gran país, un país muy importante, fuerte, con peso de Europa. A Francia se le ha van a sumar países con posición más débil. La posición de un país como España e Italia ahora es distinta”, ha asegurado. “Hoy España tiene un gran aliado en Francia”, y por ello hay muchos ciudadanos españoles hoy, además del PSOE, que están “encantados” con la victoria de Hollande.

Para Rubalcaba si en Francia hubiese habido antes un gobierno de izquierdas, “seguramente hubiera sido distinto”. Cuando gobernó Zapatero “estuvo muy solo en el Consejo Europeo”, apuntó, “había una amplia mayoría de dirigentes de derechas que impusieron” una política “de ajuste a ultranza”, empujados por Alemania. Una política que “no conducía a la salida de la crisis”. Ahora, se abre una nueva etapa, concluyó.