Rubalcaba: "Pido el voto para defender la educación, la sanidad, a los trabajadores y a los pensionistas y la ley de Dependencia"

"Que la derecha no use la coartada de la crisis para recortar derechos sociales", conseguidos a lo largo de estos 30 años

“Nada está escrito”, ha asegurado Alfredo Pérez Rubalcaba al referirse al 20 de noviembre. Durante el cierre de campaña en Fuenlabrada, el candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, ha animado a los militantes a pelear “con la cabeza, con las ideas y el corazón” para que expliquen el proyecto del PSOE a los ciudadanos. “El partido no ha comenzado, comienza a las nueve de la mañana del domingo. Estamos cero a cero y en las urnas no caben las encuestas, sólo caben los votos”, ha lanzado Rubalcaba, que ha insistido en que por delante quedan 48 horas para demostrar que el Partido Socialista es el único que puede frenar a la derecha.

Cuarenta y ocho horas tras dos semanas de campaña electoral que, a Mariano Rajoy “se le ha hecho larga” al estar “quince días sin decir nada”, y que ha resultado “corta” para los socialistas, que han tenido que “explicar nuestro programa, el del PP y lo que quieren hacer y no ponen en el programa”. Rubalcaba ha vuelto a destacar la “ambigüedad” de los populares, que, pese a sus silencios en campaña, “nos han dado algunas respuestas”. “Hemos ido sabiendo cosas” de lo que pretende hacer el Partido Popular, dice Rubalcaba para referirse a las declaraciones del líder popular, que no apoya la ley de Dependencia, “que se lo diga a los dependientes”, espetó. O lo que el PP pretende hacer con las prestaciones por desempleo: “cobrar menos y menos tiempo”. O el aviso de María Dolores de Cospedal al decir que los españoles saldrán a la calle “cuando vean lo que Rajoy tiene en la cabeza”. Rubalcaba se ha dirigido a los ciudadanos y les ha animado a que “salgan a la calle el día 20”, que vayan a votar “para evitar salir” el 21 a protestar ante lo que puede llegar a suponer un “monopartidismo de la derecha”.

“Lo que queremos es un partido socialista fuerte, que es el único que puede frenar a la derecha, un PSOE que defienda los derechos conseguidos en 30 años”, ha defendido Rubalcaba. Porque, “cuando hay crisis y angustia”, el Estado de bienestar es “la red de seguridad” que necesitan los ciudadanos. El PSOE es su impulsor, su arquitecto, y no piensa rendirse ante el afán de recortes del PP, puestos en marcha allí donde gobierna.

Por eso ha pedido el voto para el Partido Socialista porque cada voto contará para defender "la sanidad y la educación públicas, la ley de Dependencia, las prestaciones por desempleo, las pensiones y la ley de Dependencia". Y por eso Rubalcaba ha vuelto a dirigirse a los “progresistas” que están “recelosos” para que apoyen al PSOE. “Tendremos que ir a ellos” en estas menos de 48 horas que quedan para que abran los colegios electorales, “tendremos que explicarles los valores que nos han guiado, decirle a la gente qué queremos hacer”. “A los progresistas de España les pido el voto para que la derecha no use la crisis como coartada para recortar derechos sociales”, ha dicho el candidato. Les pide el voto “para luchar denodadamente por los derechos y libertades”. “No es un cambio por el cambio” como pretenden algunos, “detrás del cambio hay un cambio de políticas”, tal y como ya se ha comprobado en Portugal y en Reino Unido, que han cambiado la izquierda por la derecha y ahora tienen “la misma crisis y menos derechos sociales”. Si los españoles quieren defender los derechos “conseguidos en estos 30 años” el voto tiene que ser para el Partido Socialista.

ELENA VALE...