Sánchez denuncia el "empeño" del PP en hacer crecer la desigualdad con sus políticas y los "golpes" propiciados a la clase media

El líder socialista advierte de la relación que se establece entre desigualdad y niveles de democracia y alerta de qué recuperación habla el Gobierno teniendo en cuenta la precarización del empleo y el debilitamiento de la protección social

El secretario general, Pedro Sánchez, ha denunciado esta tarde el “empeño” del PP en incrementar la desigualdad con las políticas que ha aplicado, así como con los “golpes” que ha propiciado a la clase media y trabajadora. El líder socialista participó esta tarde en un diálogo en Madrid con el profesor francés Thomas Piketty, bajo el epígrafe Capitalismo, Crisis y Desigualdad, en el que ambos han intercambiado opiniones sobre la marcha de la economía mundial y la manera de acabar con las desigualdades desde una óptica progresista.

         Sánchez ha agradecido al conocido economista francés, autor de El Capital en el Siglo XXI, el hecho de haber situado en el centro del debate político y económico la desigualdad. En este punto, el líder socialista se ha preguntado por la recuperación que pregona el Gobierno del PP teniendo en cuenta las cotas de desigualdad que se están registrando en nuestro país, la creciente precarización del empleo y el debilitamiento de la protección social.

         Entre los “golpes” que el PP ha propiciado a la clase media y trabajadora y que generan una mayor desigualdad, Sánchez ha enumerado la reforma laboral, la reforma fiscal, el desmantelamiento de las políticas públicas y la reforma del sistema público de pensiones. Todas ellas, ha dicho, se corresponden con decisiones políticas de un PP que da luz verde a una reforma fiscal que beneficia a las grandes corporaciones y a las grandes fortunas.

En el transcurso de su intervención, el líder socialista ha defendido la adopción de otras políticas en Europa, con iniciativas como la mutualización de la deuda pública, la creación de un verdadero presupuesto federal y el impulso de las políticas de estímulo. En clave nacional, el secretario general ha explicado su propuesta para una reforma fiscal que dote de mayor progresividad al sistema tributario, luche contra el fraude y la evasión fiscal e incorpore la riqueza al sistema tributario, así como establecer un impuesto sobre el patrimonio que garantice justicia social y progresividad.

El secretario general también ha advertido de la relación entre desigualdad y niveles de democracia, para lo que se ha remontado al pensamiento del historiador británico Tony Judt. Así, ha señalado que, bajo el Gobierno conservador de Rajoy, se ha establecido un correlato que pasa por recortar derechos, incrementar la desigualdad, afectación de la vida democrática, protestas en las calles y, por último, recorte de libertades, como ha ocurrido con la recientemente aprobada ley mordaza.

PIKETTY

Por su parte, el economista francés Thomas Piketty ha asegurado que “todavía estamos en recesión” y que es “decepcionante ver que los países de Europa no han sido capaces de dar una respuesta a la crisis”. “Nos hemos pasado con la austeridad, y la consecuencia es que hemos asfixiado el crecimiento”, ha dicho.

Durante el diálogo, ante un aforo desbordado por la expectación creada ante este acto, Piketty  ha apostado por la educación en Europa y ha dicho que  “tenemos que invertir más en educación, invertir más en universidades. Me parece una lástima que no invirtamos en las universidades” y por un factor que considera importante, “necesitamos un sistema de educación que implique más igualdad en la universidad. Hay que hacer una inversión más...