Silva y Pajín defienden la reforma laboral y el papel de España al frente de la UE, y critican la demagogia del PP sobre el burka

Reunión del Grupo Parlamentario Socialista en el Senado

(FOTOS DE LA REUNIÓN EN EL CANAL DEL PSOE EN FLICKR)

La portavoz socialista en el Senado, Carmela Silva, y la secretaria de organización del PSOE y senadora por la Comunidad Valenciana, Leire Pajín, han defendido ante el Grupo Parlamentario Socialista la oportunidad y el contenido de la reforma laboral presentada por el Gobierno, la posición de los socialistas respecto a la moción presentada por el PP para regular el uso del burka y el niqab en espacios públicos, y el resultado y la eficacia del semestre de Presidencia Española de la Unión Europea.

Pajín considera que el contenido del decreto de reforma laboral aprobado por el Consejo de Ministros –que será sometido a convalidación en el Congreso esta misma tarde- es perfectamente defendible por los socialistas y anunció su disposición a “confrontarlo ideológicamente con los grupos parlamentarios”. Acusó al PP de huir del debate de detalle sobre el contenido de la reforma “porque no tienen alternativa y por eso se quedan en el debate genérico sobre la oportunidad de la reforma”. La senadora socialista sospecha que el PP quiere desregularizar las relaciones laborales para mermar los derechos de los trabajadores, “como ya intentó en el año 2002 el señor Aznar con una reforma laboral que el Tribunal Constitucional puso en su sitio”.

El Grupo Socialista en el Senado defenderá en la sesión plenaria de mañana una enmienda a la moción presentada por el Grupo Popular, instando al Gobierno, a realizar las reformas legales y reglamentarias necesarias para prohibir el uso en espacios o acontecimientos públicos que no tengan una finalidad estrictamente religiosa, de vestimentas o accesorios en el atuendo que cubran completamente el rostro. Según explicó la secretaria de organización del PSOE, “los socialistas abordamos este debate con responsabilidad y rigor, con respuestas eficaces y sin dejar que nadie use a las mujeres ni a los inmigrantes para obtener beneficios electorales. Pajín reafirmó su rechazo al burka y destacó el papel de las mujeres socialistas en contra de su utilización. Además, acusó al PP de enarbolar la bandera de la igualdad para “fabricar debates que en España no existen y, a la vez, recurren, boicotean y rechazan las leyes que garantizan la igualdad de la mujeres y protegen a las más vulnerables”. Defendió la aplicación de “nuestras ordenanzas, nuestro ordenamiento jurídico y nuestra Constitución que ya pueden impedir que a alguien no se le vea la cara cuando va a un servicio público”. “Hemos luchado mucho por tener leyes que defiendan a todas las mujeres que vivan en España, se llamen como se llamen y vengan de donde vengan”, concluyó.

Respecto al balance del semestre español en la Unión Europea, Pajín expresó su orgullo y satisfacción por los resultados obtenidos y destacó que “la UE ha hecho suyas soluciones concretas y globales de la presidencia española que Zapatero también llevará al G-20”

Por su parte, la portavoz del Grupo Socialista en el Senado, Carmela Silva, se ha referido a la reforma laboral y ha afirmado que, al contrario de lo que hace el PP, “que es un partido de titulares y de argumentario”, los socialistas ponen con esta reforma “soluciones sobre la mesa para los problemas a los que se enfrenta España”, con el objetivo de perseguir la creación de empleo y aportar una mayor seguridad jurídica al mercado laboral.

Silva ha criticado además...