Soraya Rodríguez asegura que el Gobierno "no tiene ninguna credibilidad porque más allá de lo anunciado está lo ejecutado y Montoro ya ha hecho su reforma fiscal"

Asegura que el PSOE lleva tiempo trabajando en una reforma fiscal que "nos permita tener más ingresos a través de un principio en el que cada ciudadano pueda pagar conforme a su capacidad económica"

La portavoz del Grupo Socialista, Soraya Rodríguez, ha manifestado hoy que “el PSOE lleva tiempo trabajando, estudiando y proponiendo una reforma fiscal que necesita este país, una reforma fiscal que nos permita tener más ingresos a través de un principio en el que cada ciudadano pueda pagar conforme a su capacidad económica”.

En declaraciones a los periodistas en el Congreso, tras reunirse  junto a Inmaculada Rodríguez-Piñero, secretaria de Economía y Empleo del PSOE y a Pedro Saura, portavoz de Hacienda, con representantes de CCOO para tratar la propuesta de reforma fiscal del Gobierno, la portavoz socialista ha recordado que “estamos a la espera de conocer ese informe de los expertos”, razón por la que “voy a ser muy prudente y a esperar a conocerlo para pronunciarme sobre el mismo”.

Soraya Rodríguez ha hecho hincapié en que “en este país hay mucha riqueza que no está sometida a imposición tributaria porque hay muchos mecanismos de elusión”. “Hay que hacer una limpieza de muchas deducciones fiscales que además son absolutamente regresivas porque solamente pueden acceder a ellas determinadas rentas que siempre son las más altas”, ha incidido. Además, se ha mostrado partidaria de “trabajar en esa línea para que la riqueza tribute y no solamente las rentas del trabajo, ya que más del 80% de nuestra recaudación se produce a través de las rentas del trabajo”, ha añadido. Igualmente, ha hecho hincapié en que hay un eje fundamental que es la lucha contra la corrupción”.

Rodríguez ha resaltado que este Gobierno “no tiene ninguna credibilidad a la hora de proponer una reforma en este sentido, porque más allá de la reforma anunciada esta la reforma ejecutada” y ha recordado que “Montoro ya ha hecho su reforma fiscal” y “por la que pasará a la historia”. Así, ha recordado que la reforma fiscal de estos dos años se ha caracterizado por “haber subido 50 impuestos, se ha castigado sistemáticamente a las rentas de las clases medias y las clases trabajadoras, y en la que su lucha contra la corrupción vendrá marcada por un eje claro: la indecente amnistía fiscal que aprobó a los pocos meses de ser ministro y las intenciones continuas de la utilización de la agencia tributaria para los intereses, desde luego no generales, privadas, de su partido”, ha lamentado.

La portavoz socialista ha reiterado que “será por esa reforma  por lo que se le va a conocer, lo demás es un anuncio, una promesa que será intensificada cerca de las elecciones, pero el Gobierno tiene poca credibilidad para poder hacer la reforma que este país necesita”.