Soraya Rodríguez dice que los "cálculos electorales" del PP son los que generan "situaciones" como la del déficit

Reprocha al Gobierno sus "mentiras" sobre la Reforma laboral, durante la sesión de control

La portavoz parlamentaria del PSOE, Soraya Rodríguez, ha asegurado que la "confusión" que

ha generado el Gobierno al estar anteponiendo sus "cálculos electorales" en los comicios andaluces a los intereses generales de los españoles y a la presentación de los Presupuestos Generales del Estado, es lo que ha provocado "situaciones" como las supuestas sospechas por parte de la Comisión Europea de que el nuevo Ejecutivo español habría inflado la cifra de déficit público, información que ya ha sido desmentida desde Bruselas.

En una entrevista en RNE, Rodríguez ha aseverado que está convencida de que España "es un país serio, que hace bien sus cuentas, y que da bien sus datos", pero ha señalado que el hecho de no haber elaborado ya los presupuestos, así como el estar "mintiendo" al asegurar que dicho retraso no tiene nada que ver con las elecciones andaluzas, ha podido generar dudas en Europa.

Según la portavoz socialista, es "tan obvia la mentira" del Gobierno al negar que está esperando a las elecciones andaluzas para presentar los PGE, que "hasta la Comisión Europea le tiene que hacer un tirón de orejas y decirle: basta ya, presente sus presupuestos". "Hay un interés táctico de partido que están poniendo por encima del interés de todos los españoles y de las obligaciones que tienen ahora como Gobierno de la nación", ha denunciado.

SESIÓN DE CONTROL

La portavoz parlamentaria socialista, Soraya Rodríguez, ha acusado al Gobierno de haber mentido" reiteradamente sobre una reforma laboral que ha calificado de "agresiva, injusta y desequilibrada", en la pregunta parlamentaria dirigida a la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría y ha pedido al Gobierno que "rectifique" su reforma laboral por entender que "reducirá el salario, facilitará el despido y acabará con la negociación colectiva y, por lo tanto, con la cohesión social".

Rodríguez ha recordado al Ejecutivo sus "promesas electorales" de no abaratar el despido y ha acusado al presidente, Mariano Rajoy, de haber mentido en su debate de investidura y también junto al francés Nicolas Sarkozy, cuando dijo que la reforma iría en la línea de las enmiendas que presentó el PP a la anterior reforma del Gobierno socialista, de las que ahora no hay "ni rastro".

El Gobierno, ha remachado, ha "mentido" también a los sindicatos, cuando les pidió que negociasen un acuerdo de rentas con los empresarios y luego ha ignorado ese acuerdo. De este modo, ha concluido que el Gobierno "sólo ha dicho la verdad en Bruselas" cuando creía que los micrófonos estaban cerrados: que la reforma sería "muy agresiva" y que provocaría una huelga.