Zapatero anuncia la extensión de prestaciones de la seguridad social a 400.000 familias más

Se compromete a crear 300.000 nuevas plazas de guardería para niños de 0 a 3 años y a duplicar el permiso de paternidad

José Luis Rodríguez Zapatero anunció hoy en Toledo que, si gana las elecciones, 400.000 familias más en España podrán beneficiarse de las prestaciones familiares de la Seguridad Social. Entre estas ayudas se encuentra la percepción de 500 euros al año por hijo, hasta los 3 años de edad y 300 euros hasta los 18 años.



Estas ayudas, que serán de 1.000 euros al año para familias con hijos discapacitados, estaban “congeladas” y el Gobierno socialista las incrementó la pasada legislatura, cuando aprobó la prestación de 2.500 euros por nacimiento o adopción.



El nuevo compromiso socialista, anunciado hoy por Zapatero, posibilitará que puedan percibir estas ayudas las familias con ingresos no superiores a los 15.000 euros/año, ó 20.000 euros en el caso de familias numerosas; elevando así el tope máximo de 11.000 euros, actualmente vigente.



Con esta medida, cuya finalidad –dijo Zapatero– es “apoyar a las familias con más necesidades y menos rentas”, pasarán a ser 1.000.000 las familias que disfrutarán de prestaciones familiares.



Durante su intervención, el candidato socialista se comprometió también a crear, durante la próxima legislatura, 300.000 nuevas plazas de educación infantil de 0 a 3 años, “para conciliar trabajo y familia y dar oportunidades a ellos y a ellas”. Asimismo anunció que se duplicará el actual permiso de paternidad, hasta llegar a los 30 días.



El presidente del Gobierno prometió que, en la próxima legislatura, será “el gran aliado de las mujeres” y que se implicará al máximo en la defensa de sus derechos, de la igualdad y para alcanzar las mismas cotas de empleo femenino que los países europeos de nuestro entorno.



Rodríguez Zapatero aseguró que su Gobierno volverá a hacer “un gran acuerdo social” con empresarios y sindicatos “en favor del empleo estable, del salario suficiente, de la mejora de las pensiones y el salario mínimo interprofesional, de la Ley de Dependencia y de la aplicación de la Ley de Igualdad”.



El secretario general del PSOE afirmó que lo que se decide el próximo 9 de marzo es “si continúa un gobierno con sensibilidad social”, que “ha demostrado que cumple y que cumplirá” en apoyar a las familias, a las mujeres, a la igualdad, a las pensiones más bajas, o si viene un gobierno que congeló el salario mínimo, las pensiones mínimas, el salario de los empleados públicos y que, cuando aumentó el paro, “puso encima de la mesa un decretazo para el despido libre, restringir derechos de los trabajadores, quitar el plan de empleo rural, y que costó una huelga general”.



En respuesta a las habituales críticas del PP, Zapatero manifestó que no sólo no se ha roto la familia, como decía la derecha, sino que “tiene más apoyo que nunca”, del mismo modo que “no se rompió España, sino que está más fuerte”. Tampoco –dijo– se romperá la economía, ya que “está mejor que hace cuatro años”. Para el líder socialista lo que único que “se va a romper el 9 de marzo, va a ser el Partido Popular”.