Zapatero elogia la presidencia de la UE y confía en el apoyo dado a Grecia.

El presidente del Gobierno ha destacado la contribución de España a la aprobación de la nueva Estrategia 2020

El jefe del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha elogiado hoy ante el pleno del Congreso la gestión que está realizando la presidencia española de la UE y, en ese marco, ha confiado en que las medidas adoptadas para ayudar a Grecia sirvan para devolver definitivamente la calma a los mercados financieros.

Zapatero ha hecho un breve balance de los casi cuatro meses de presidencia española en su intervención inicial ante el pleno de la Cámara Baja para informar de las conclusiones del Consejo Europeo celebrado en Bruselas los pasados 25 y 26 de marzo.

El jefe del Ejecutivo ha repasado los principales acuerdos de esa cita de los jefes de Estado y de Gobierno europeos -el primero de carácter formal bajo presidencia española- y se ha detenido especialmente en los esfuerzos para que Grecia supere sus

dificultades económicas y financieras.

"Grecia está asumiendo sus responsabilidades como miembro de la zona euro, y lo está haciendo en un contexto muy complicado", ha recalcado Zapatero, quien ha explicado que el resto de socios comunitarios han asumido también su responsabilidad y ha previsto la aprobación de un mecanismo financiero de apoyo a Grecia.

Ha recordado las claves del mismo y ha confiado en que las medidas adoptadas por Grecia y el procedimiento de apoyo acordado "puedan servir definitivamente para estabilizar la situación y restaurar la calma en los mercados financieros internacionales".

El presidente del Gobierno ha destacado la contribución de España a la aprobación de la nueva Estrategia 2020, que promoverá los cambios hacia un modelo económico más sostenible e integrador, y, especialmente, el trabajo que ha permitido incluir en las conclusiones del Consejo Europeo una referencia al empleo femenino.

"La elevación del empleo en Europa pasa ineludiblemente por el aumento del empleo femenino", ha insistido Zapatero antes de expresar su satisfacción por el hecho de que la UE haya reafirmado su compromiso en materia de lucha contra el cambio climático.

Zapatero ha aprovechado su comparecencia para exponer una serie de reflexiones sobre la marcha de la presidencia de la Unión Europea y asegurar que se están impulsando las principales líneas de actuación recogidas en el programa previsto.

Tras reconocer que el retraso en la entrada en funciones de la nueva Comisión Europea ha demorado el desarrollo de algunas de ellas, ha confiado en tramitarlas con tiempo suficiente para su aprobación antes de julio.

Respecto al desarrollo del semestre, ha asegurado que España está colaborando con el presidente estable del Consejo, Herman Van Rompuy, y está abordando una "exigente" gestión del calendario de reuniones de todas las formaciones del Consejo y del eurogrupo.

El desarrollo de cumbres como la celebrada con Marruecos o el Foro Europeo de las Mujeres han sido citados también por Zapatero, quien ha calificado de "esforzada y útil" la forma en que se han afrontado diversos asuntos.

Entre ellos, el problema financiero de Grecia, los terremotos de Chile y Haití (momento en el que ha rendido homenaje a los cuatro militares fallecidos allí en accidente de helicóptero) y la erupción del volcán islandés.

El presidente del Gobierno ha informado de que España está volcada ahora en la preparación de la cumbre UE-América Latina y Caribe que se celebrará en Madrid los días 18 y 19 de mayo, y está participando activamente ante otras citas como la cumbre de la Unión por el Mediterráneo.