Zapatero: "Quiero un país en el que el poder, la riqueza y las oportunidades estén en manos de muchos y no de unos pocos"

Defiende la pluralidad y la diversidad del país sin empujar a unos contra otros "como ha hecho y hará Rajoy"

El candidato del PSOE a la presidencia del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, aseguró hoy que quiere un país en el que “el poder, la riqueza y las oportunidades estén en manos de muchos y no de unos pocos” como defiende el PP.

Durante un mitin en Palma de Mallorca, Zapatero aseguró que “el sentido de la política social” del PSOE es conseguir un país en el que “el poder pertenezca a muchos y no a unos pocos; en donde la riqueza y el progreso llegue a la mayoría y no a los de siempre, en donde las oportunidades sean iguales para las mujeres que para los hombres, para los que tienen mucho y para los que tienen menos, para los que tienen una educación u otra”.

“Quiero un país –añadió– donde la niña de la que hablaba Rajoy viva en una sociedad en la que ningún partido político recurra una Ley de Igualdad entre hombres y mujeres”.

Zapatero destacó también que este país “es fuerte porque es diverso” y “está más unido cuando se reconoce su pluralidad” y, por eso, garantizó que “nunca empujaré a andaluces contra catalanes, a valencianos contra aragoneses, a vascos contra navarros o a ciudadanos que hablan castellano con los que hablan otras lenguas que también son del Estado”. “Rajoy sí lo ha hecho y lo hará”, denunció

En este sentido, aprovechó su presencia en Palma de Mallorca para hacer una “defensa de la pluralidad” y para denunciar “el intento permanente de la derecha de utilizar la lengua para dividir y para crispar”. A ellos les recordó que “la inmensa mayoría de los españoles quiere que se respete la opción lingüística, que respetemos en todos los sitios el castellano y que respetemos allí donde las hay otras lenguas que son de todos”.

En materia de inmigración, Zapatero dijo que nuestro país es respetado en el mundo “porque respeta e integra a las personas que vienen a trabajar con nosotros, tengan el color de piel que tengan y hayan nacido donde hayan nacido” y dijo sentir “vergüenza de que haya político españoles que se quejen amargamente porque una ecuatoriana se pueda hacer una mamografía en el sistema de salud de nuestro país”.

En otro momento de su intervención, Zapatero ha dicho sentirse orgulloso de que nuestro país haya crecido y haya creado más empleo que el resto de potencias industriales. “Me siento orgullo de esta España y me siento triste de ver que la derecha nunca se alegra de las cosas buenas que nos pasen, salvo que ellos estén en el poder”.

Así, el presidente del Gobierno subrayó que “en estos cuatro años hemos fortalecido la economía para poder tener un horizonte por delante de tranquilidad, y a aquellos que quieren meter miedo y anunciar catástrofes les digo que, una vez más, están engañando a la ciudadanía. España va a ir hacia adelante, fuerte, segura, convencida y en prosperidad”.

A su juicio, la derecha sólo anuncia catástrofes “porque no tienen una sola idea, ni un solo proyecto para este país. Están agotados y secos de ideas, o mejor dicho, sólo tienen una idea, que es intentar recuperar el poder; pero cuando solo se tiene eso en democracia los ciudadanos no te dan el poder y así será el próximo 9 de marzo”, dijo.

Zapatero concluyó asegurando que el 9 de marzo elegimos entre el diálogo y la confrontación, entre mirar para adelante o hacia atrás, entr...