Zapatero: “Rajoy abandonó las políticas sociales en el gobierno, las obstaculizó en la oposición y las despreció en el debate”

El PSOE promoverá la contratación de educadores infantiles en las empresas en las que al menos 6 trabajadores lo soliciten

El secretario General del PSOE y candidato a la Presidencia del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha acusado a Rajoy de haber “abandonado las políticas sociales durante los ocho años de gobierno del PP, ha obstaculizado las políticas sociales durante estos cuatro años en la oposición y despreció las políticas sociales ayer durante hora y media de debate”.

Zapatero ha intervenido hoy en un acto celebrado en la sede de UGT de Madrid, ante la multitudinaria presencia de delegados sindicales y representantes de todas las federaciones estatales de UGT, encabezados por su secretario general, Cándido Méndez, en el que han intervenido también el vicepresidente segundo y ministro de Economía, Pedro Solbes, el secretario general del PSM, Tomás Gómez.

En este acto, el candidato socialista ha lanzado el compromiso de promover, en el marco de un acuerdo entre sindicatos y empresarios, que las empresas donde haya al menos 6 trabajadores que lo soliciten puedan contar con un educador para niños de 0 a 3 años, con el apoyo y la financiación del Gobierno.

Asimismo, Zapatero ha reiterado que, si gana las elecciones, la primera llamada que hará el día 10 de marzo será a sindicatos y empresarios, para firmar “un gran acuerdo de concertación social para los próximos cuatro años”, porque “la economía y el bienestar social de un país se hace entre todos, contando con la gente” y “los tiempos del ordeno y mando, de la política antisocial y autoritaria quedaron para siempre fuera de este país hace cuatro años cuando el PSOE ganó las elecciones”.

En este sentido, ha destacado el amplio acuerdo social alcanzado entre Gobierno, sindicatos y empresarios en estos cuatro años, “el periodo de más paz social y de menos huelgas de la democracia”, que ha contribuido “al desarrollo del país, al incremento de la productividad y a la fortaleza económica”.

Frente a ello, Zapatero ha asegurado que “de los 8 años de gobierno del PP lo que queda en la memoria de los ciudadanos es que en 2002, cuando el viento empezó a soplar de cara, lo que decidieron fue una medida brutal, el decretazo, que era la puerta al despido libre, al recorte de derechos de los trabajadores y que costó una huelga general”. En su opinión, “los trabajadores españoles no tienen nada que agradecer al PP” porque “cuando el PP no se ocupa de los trabajadores es malo, pero cuando se ocupa es peor”.

El presidente del Gobierno ha señalado que, en estos cuatro años, “todas las leyes, todas las reformas que hemos llevado a la práctica han constituido avances sociales, nuevos derechos, mejora de prestaciones, y nuevos horizontes de bienestar social”, como la Ley de Dependencia o la Ley de Igualdad, y se ha comprometido a que en los próximos cuatro años no aprobará ninguna ley laboral o social que no cuente con el acuerdo de sindicatos y empresarios o que suponga un retroceso o recorte de los derechos de los trabajadores.

Entre sus objetivos prioritarios para la próxima legislatura, Zapatero ha citado el esfuerzo por el “empleo estable y con salario suficiente”, “ganar la pelea de la precariedad laboral” y reducir la temporalidad por debajo del 25 por ciento en los próximos cuatro años”, garantizar la igualdad real entre hombres y mujeres en salarios y en empleo, y avanzar en la conciliación de la vida profesional y familiar. Además se ha comprometido a seguir impulsando medidas sociales, aplicando el superávit en ayuda de las familias, los ...