Zarrías pide a los alcaldes del PP que "se planten" ante la reforma del régimen local que propone el Gobierno de Rajoy

El socialista insiste en que el texto del Ejecutivo central "desmantela y privatiza" los servicios que ahora ofrecen los ayuntamientos_x000D_

La ley de bases del régimen local que prepara el Gobierno “ni tiene sostén técnico ni económico” y solo significa “un hachazo en el tronco del Estado del bienestar, que son los ayuntamientos”. Así lo considera el secretario de Política Municipal del PSOE, Gaspar Zarrías, que esta mañana se ha reunido en Málaga con portavoces socialistas de los municipios malagueños de más de 50.000 habitantes para abordar la reforma que quiere sacar adelante el Ejecutivo del Partido Popular.

Para el dirigente socialista, el texto no acaba de “ver la luz” en el Consejo de Ministros por “la pelea” que ha provocado “dentro del Gobierno y con los alcaldes” del PP porque un dirigente municipal “sea del color que sea” no puede admitir una reforma que pretende “el desmantelamiento y privatización de los servicios públicos” que ahora ofrecen las corporaciones locales. Según Zarrías, con las empresas privadas “la prestación será más cara, menos eficiente y da un tajo al empleo público brutal”, calculado en la pérdida de alrededor de 250.000 empleos públicos en el ámbito municipal.

El PSOE se opone frontalmente a los planes del PP y el dirigente socialista anima a los regidores ‘populares’ a que se “rebelen”, “que se planten” ante el Gobierno y “que digan que los ayuntamientos no pueden desmantelarse ni privatizarse porque van a perder los ciudadanos”. El PP va a encontrar al PSOE “democráticamente enfrente” de esta reforma “para evitar que se produzca la tropelía” sobre todo, concluye Zarrías, en estos momentos en los que “los ayuntamientos dan cobijo” a los ciudadanos que peor lo están pasando.