Zerolo dice al Gobierno marroquí que "es hora de soluciones y no de imposiciones" en el caso Haidar

"Aminetu Haidar no tiene que pedir perdón a nadie, en todo caso tendría que recibir disculpas", dijo

El secretario de Movimientos Sociales del PSOE, Pedro Zerolo, pidió este miércoles al Gobierno marroquí "que se comporte con la misma responsabilidad que el español" para resolver la situación de la activista saharaui Aminetu Haidar y le avisó de que "es hora de soluciones, no de imposiciones".

Zerolo se expresó así, en declaraciones a Europa Press, después de que el cónsul marroquí en Canarias, Abderrahman Leibek, afirmara este miércoles que Haidar tendrá un pasaporte marroquí "en media hora" si se declara marroquí y pide perdón al Rey, Mohamed VI.

"Aminetu Haidar no tiene que pedir perdón a nadie, en todo caso tendría que recibir disculpas", replicó el dirigente socialista, que ayer se entrevistó con ella en el aeropuerto de Lanzarote.

Haidar no se ha movido del aeródromo desde que fue expulsada de El Aaiún por las autoridades marroquíes, que le confiscaron el pasaporte, y está en huelga de hambre desde hace 17 días para exigir que se le permita volver al Sahara Occidental.

Zerolo opinó que, a la luz de la conversación que mantuvo ayer con ella, la propuesta lanzada hoy por Marruecos sería inaceptable, aunque agregó que sólo la activista saharaui puede tomar una decisión. En todo caso, reiteró la disponibilidad del Gobierno español para ayudar a resolver este asunto y la posibilidad de darle a Haidar un pasaporte español.

A su juicio, con su oferta de pasaporte a cambio de pedir perdón, el Gobierno de Marruecos "se está retratando de nuevo ante la comunidad internacional" y, por ello, confió en que la Comisión Europea, la ONU y también Estados Unidos "tomen buena nota" de la actitud de Rabat y actúen en consecuencia.

El dirigente socialista reiteró la preocupación de su partido con Haidar y su solidaridad con ella, e insistió en que lo importante ahora es que la activista "vuelva cuanto antes a su casa, sana y salva", porque su pueblo "la necesita ahora más que nunca".