Pajín: “Zapatero tendió la mano en la oposición y ahora desde el Gobierno”

La Secretaria de Organización del PSOE afirma que el PP no tiene voluntad de llegar a acuerdos

Pregunta.– ¡Menuda semana horribilis para la economía española! ¿El efecto contagio de Grecia nos puede poner al borde del abismo?

Respuesta.– Ha sido una semana difícil, no sólo para España, para toda la zona euro e incluso para EEUU. La crisis internacional es compleja, y aunque estemos saliendo, todavía tiene aristas importantes.

Ahora bien, la semana ha acabado con un dato magnífico: la previsión del Banco de España de crecimiento en el primer trimestre del 0,1 confirma que empezamos a salir de la recesión y, por tanto, que este país tiene garantías de futuro.

P.– Pues muchos creen que España no es Grecia, pero se le parece…

R.– Ese discurso es irresponsable, porque no hace daño al Gobierno, sino al país. La situación griega y la española es radicalmente diferente, lo sabemos los españoles, las instituciones internacionales, la UE y todos. Afirmar que España es Grecia hace muy vulnerable a nuestro país y eso no lo podemos consentir los españoles.

P.– Vamos, que España no es más vulnerable que otros países, sino que somos víctimas de los especuladores…

R.– La economía mundial es la que puede ser vulnerable si no ponemos coto a quienes aumentan las supuestas debilidades y las magnifican con el único objetivo de ganar dinero y forrarse a costa del bienestar y de la estabilidad económica de los demás. Por eso, es muy importante que todos los países luchemos contra los especuladores y seamos capaces de generar confianza y estabilidad.

P.– ¿Y España está dispuesta a abanderar la guerra sin cuartel contra esos especuladores, tal como sugiere Conde Pumpido?

R.– El Gobierno lleva mucho tiempo abanderando y poniendo encima de la mesa en foros como el G-20 la necesidad de ponerle coto a los especuladores y crear reglas del juego que permitan regular mejor los mercados y, sobre todo, impedir que quienes se han forrado a costa del perjuicio de la mayoría y sigan campando a sus anchas. Hay que acabar con los paraísos fiscales y ser más exigentes para regular el ámbito financiero internacional.

(Entrevista completa en el documento adjunto)